Bienestar
5 claves para aprender a decir “no”
Bienestar

Cuando se dificulta decir no, te llenas de compromisos, lo que produce estrés, disminución en el nivel de confianza personal y, a largo plazo, puedes convertirte en un “cuello de botella”, explica Isaac Vilchis Contreras, psicólogo y consultor en la firma Adams, especializada en capacitación.

 

Los especialistas sugieren estas pautas para ser asertivo:

 

1. Distingue el problema. La inconveniencia para decir no puede ser producto de problemas para comunicar, desorganización o problema para priorizar. Hay que jefes que lejos de clarificar entre lo importante y lo urgente “entra a un ritmo más estresante”, señaló Isaac Vilchis. Distingue, pues, en qué estriba el problema. Tener claro por qué ayuda a repensar tu siguiente “sí, acepto cualquier cosa”.

 

2. Sé claro. Expresa tu punto de vista sobre lo que te proponen en no más de dos frases: “no estoy de acuerdo por …”. “No hay que “cantinflear” (enredarse en las explicaciones), sino tener el valor de defender el ‘no’, pero sabiendo qué palabras funcionan en tu área laboral y con el jefe”, precisa Vilchis Contreras.

 

3. ¿Cómo trabajas? Hay que entender cómo son los procesos en la empresa. Si detectas dificultad para trabajar con alguien, o inviertes demasiado en ciertas tareas, por no priorizar, es momento de frenar e identificar qué te ayudaría a poner límites de acuerdo al código de tu lugar de trabajo. También ayuda tener al día tus resultados laborales, eso ayuda a enfrentar posibles objeciones del jefe.

 

4. Habla con prudencia. Dar excesivas justificaciones o explicaciones de por qué no quieres aceptar algo en el trabajo, puede ser interpretado por un jefe agresivo como una muestra de sumisión, algo que —por cierto— detesta este tipo de superiores. Para evitar una reacción de impaciencia, sé rápido y contunduente con tu respuesta.

 

5. Ve por ti. Isaac Vilchis señala que uno de los errores en el empleado es pensar que el jefe, en algún momento, se dará cuenta que te “recarga la mano”. Pero eso es un mito, si tú no eres capaz de ser asertivo, y decir ‘no’ con argumentos, nadie más lo hará porque esa es la dinámica de una mala comunicación en muchas empresas, puntualiza.

 

Fuente: CNN