Deporte
Barcelona y Juventus preparados para el sexto asalto en Europa
Deporte

El 6 de junio en la final de la Champions que se jugará en Berlín, el Barcelona y el Juventus de Turín se verán las caras por sexta vez en una competición continental, con una mínima ventaja (3-2) para los azulgrana.

Desde la última han pasado doce años. Fue en unos cuartos de final de la Liga de Campeones, una noche recordada por la eliminación en la prórroga, a manos de Zalayeta, un gol que supuso, además, la inmediata convocatoria electoral, el adiós de Enric Reyna como presidente interino y la llegada al poder de Joan Laporta.

Pero para los culés, el Juventus tiene otro momento guardado en la memoria colectiva: el trofeo Joan Gamper de la temporada 2005. Aquel partido del torneo veraniego, jugado el 24 de agosto, fue la puesta de larga del mejor futbolista de la historia del club: Leo Messi.

“Lo había visto con la selección juvenil argentina y ya me pareció un gran jugador. Pero otra cosa es verlo en este estadio, con esta camiseta, ante tanta gente. Nunca he visto un jugador de tanta calidad”. Esas son las declaraciones de Fabio Capello, técnico del Juventus, tras aquel partido, un encuentro en el que pocos recuerdan el resultado, pero todos los culés las prestaciones del joven argentino.

Aquella fue la primera de las grandes noches de Messi y consiguió sobresalir en un partido en el que sobre el terreno de juego estaban Ronaldinho, del Piero o Ibrahimovic.

Ese enfrentamiento se produjo dos años después del último oficial que midió a los dos equipos. Fue en los cuartos de final de la Liga de Campeones.

En la ida, el Barça, envuelto en una crisis institucional con la marcha de Joan Gaspart y el interregno de Enric Reyna, empató a uno en la ida. Javier Saviola equilibró el gol de Paolo Montero.

En la vuelta, se adelantó la Juve por medio de Nedved y equilibró Xavi, un tanto que dio paso a la prórroga. Cuando todo indicaba que se llegaría a la tanda de penaltis, Zalayeta marcó el 1-2 definitivo y el Barça quedó eliminado.

La de Berlín será la octava final de Champions para los dos finalistas. El Barça ha ganado cuatro y ha perdido tres, los italianos han ganado dos y han perdido cinco finales. El último título de los turineses se produjo en 1996, en una final ante el Ajax de Amsterdam resuelta en la tanda de penaltis (1-1).

El primer duelo entre Barça y Juventus fue la Copa Latina de la temporada 1951-52. El duelo se produjo en semifinales y los azulgrana ganaron por 4-2. El equipo catalán también se llevó la final de la competición al derrotar al Niza en la final jugada en el Parque de los Príncipes.

La venganza del Juventus se produjo quince años después en la Copa de Ferias. Los azulgrana perdieron los dos partidos de dieciseisavos de final por el mismo resultado (1-2). Los turineses alcanzaron la final de la competición, pero la perdieron ante el Leeds United.

El tercer enfrentamiento se produjo en la Copa de Europa de la temporada 1985-86. Se citaron en los cuartos de final. En la ida, jugada en el Camp Nou, Julio Alberto marcó el 1-0 después de un disparo lejano.

En la vuelta, jugada en el Estadio Comunal de Turín, Steve Archibald adelantó al Barça, merced a tanto anotado después de un heterodoxo remate con la oreja, y Platini estableció el 1-1 final.

Aquel Barça, que había superado al Juventus de Platini, Laudrup o Scirea, llegó hasta la final de la competición y la perdió ante el Steaua de Bucarest, en Sevilla y con todo a su favor.

El cuarto duelo entre Juventus y Barcelona fue en las semifinales de la Recopa. En la ida ganaron los azulgrana ganaron por 3-1 (dos goles de Stoichkov y uno de Goikoetxea), y los turineses ganaron en la vuelta. En la final, el Barça perdió ante el Manchester United (2-1).

Fuente: EFE