Deporte
El Atlético, seis versiones diferentes para seis derbis sin perder en casa
Deporte

El Atlético de Madrid igualó su mejor racha sin perder en casa contra el Real Madrid con su sexto derbi consecutivo sin derrota en el Vicente Calderón (1-1), sin repetir alineación y con seis versiones diferentes desde el planteamiento, los jugadores y el desarrollo de los partidos.

Solo en una ocasión, entre los cursos 1957-58 y 1962-63, el conjunto rojiblanco acumuló tantos encuentros seguidos como local sin ceder contra su ‘eterno’ rival, al igual que ahora con tres victorias (2-1, en 1958-59; y 1-0, tanto en 1960-61 como 1961-62) y tres empates (1-1 en 1957-58 y 1962-63 y 3-3, en 1959-60).

Ahora, desde el 11 de febrero de 2014, con un 0-2 en las semifinales de la Copa del Rey y un equipo rojiblanco con muchas rotaciones ese día, no pierde el Atlético en su estadio ante el club blanco, en una serie de seis enfrentamientos en cuatro competiciones distintas, con tres triunfos y otros tantos empates en esos duelos.

El Atlético le ha ganado en la Supercopa de España (1-0) y en la Copa del Rey (2-0) y le ha goleado en la Liga (4-0), en los tres casos durante la pasada temporada, y ha igualado con su ‘eterno’ rival en el Manzanares en otras tres ocasiones, una el pasado abril en la Liga de Campeones (0-0) y dos en el campeonato (2-2 y 1-1).

En ninguno ha repetido alineación el argentino Diego Simeone, entrenador del Atlético, que ha manejado varias propuestas en todos esos choques, con repliegue, con la línea de presión más arriba o abajo, con inicios más potentes, con apuestas más ofensivas o defensivas, con goles al primer minuto o al final del duelo y con reacciones de su equipo con el marcador en contra.

Entre esos seis derbis más recientes en el Vicente Calderón, el técnico ha contado con 24 futbolistas diferentes como titulares. Solo dos jugadores, el uruguayo Diego Godín y el capitán Gabi Fernández, han sido inamovibles del once inicial del equipo cada vez que se ha enfrentado en ese tiempo al Real Madrid en su estadio.

Esa serie incluye diez goles a favor del Atlético y tres en contra, con nueve goleadores diferentes en las filas del conjunto local, el último anoche el argentino Luciano Vietto. Antes, solo el croata Mandzukic marcó más de un tanto -con dos-. Uno firmaron Koke Resurrección, Gabi Fernández, José María Giménez, Raúl García, Tiago Mendes y Saúl Ñíguez, además de uno en propia puerta de Varane.

La racha comenzó el 2 de marzo de 2014, la temporada en la que el Atlético se proclamó campeón de la Liga, previo paso por un empate a dos en el derbi en el Calderón, en el que el conjunto rojiblanco, presionado porque una derrota le alejaba ya en exceso del liderato en ese momento del Real Madrid, comenzó con un gol en contra.

Como en el encuentro de este domingo, el Atlético se rehizo al 0-1, anotado por el francés Karim Benzema en el minuto 2. Lo hizo con un derechazo de Koke y un trallazo desde fuera del área de Gabi, los dos antes del descanso, aunque la aparición en el tramo final del portugués Cristiano Ronaldo niveló un choque vibrante (2-2).

Al contrario fue su siguiente derbi, dentro de la Supercopa de España, el 22 de agosto de 2014, con el 1-1 de la ida en el Santiago Bernabéu y con la ambición de siempre del Atlético, que no le hizo conformarse con un válido 0-0 para ser campeón, sino salir a tope, con un inicio apabullante, para definir su ventaja en casa.

A los 80 segundos ya mandaba en el resultado, con un gol del croata Mario Mandzukic a pase del francés Antoine Griezmann. Después, dio un pasito atrás, con el que frenó al Real Madrid, y más adelante se adueñó completamente del choque en el segundo acto, con el control de la pelota, su firmeza defensiva y su intensidad.

Meses más tarde, la Copa del Rey emparejó a ambos equipos en los octavos de final, con la ida, el 7 de enero de este año, en el Calderón, con muchas rotaciones en el once rojiblanco, transformado para la cita por el técnico, que dio descanso a seis de sus hombres fijos en la alineación, y con otro triunfo desde la solidaridad, la fiabilidad defensiva y el rendimiento colectivo en los 90 minutos.

En un partido que apuntó al 0-0 durante mucho tiempo, el Atlético ganó en los detalles, primero con un gol de Raúl García de penalti y después con un testarazo de José María Giménez, en una acción de estrategia desde el saque de esquina, para el 2-0, suficiente para pasar de ronda después del 2-2 de la vuelta en el Santiago Bernabéu.

Aún más rotunda, y muy diferente en cada aspecto del juego, fue su victoria en la Liga en la pasada campaña, con un arrollador 4-0 al Real Madrid. Lo devoró el Atlético por fútbol, pero también por intensidad, por planteamiento, por ambición, por ocasiones, por velocidad, por entrega, por ganas y por goles.

Le desbordó de principio a fin en su retaguardia a través de innumerables combinaciones y los tantos del portugués Tiago Mendes, Saúl Ñíguez, de chilena; Raphael Varane, en propia puerta; y Manduzkic, de cabeza, para repetir la mayor goleada en un derbi en el Vicente Calderón 38 años después, desde el 2 de enero de 1977.

Este domingo también prolongó su racha en casa contra el ‘eterno’ rival, al empatar en el minuto 82, por medio de Vietto, el 0-1 que había marcado Benzema en el 9. Entre medias, el Atlético falló un penalti. Y, después, Keylor Navas aguantó el 1-1, en el sexto derbi seguido en casa sin derrota del conjunto rojiblanco. EFE