Deporte
Inter celebró la victoria ante la mirada de Mourinho y Ronaldo
Deporte

El Inter volvió a las senda del triunfo este sábado ante el Sampdoria, al que se impuso por 3-1 gracias a los goles de Danilo D’Ambrosio, el brasileño Joao Miranda y el argentino Mauro Icardi, en un partido en que el técnico portugués José Mourinho y el brasileño Ronaldo Nazario estuvieron en las gradas, invitados por el expresidente Massimo Moratti.

El Inter, que solo ganó uno de los últimos siete partidos, empezó el duelo con gran concentración y se adelantó gracias a Danilo D’Ambrosio (m. 23), que aprovechó un saque de esquina para marcar su primer gol de la temporada. Tras la ventaja, los “nerazzurri” siguieron gestionando los ritmos, sin dejar ocasiones claras al rival, reseñó la agencia de noticias EFE.

En la reanudación, el Sampdoria rozó el empate con el exjugador del Inter Andrea Ranocchia y fue castigado pocos minutos después con el 2-0, anotado por el brasileño Joao Miranda (m. 57). La diana fue otorgada a través de la “Tecnología de la línea de gol”, que aclaró que el portero despejó el balón cuando éste ya había entrado.

Tras conseguir la doble ventaja, el Inter tuvo más espacios al contragolpe y los aprovechó con el argentino Mauro Icardi, que se presentó solo por delante del arquero y lo batió con una zurda ajustada al poste (m. 73), anotando su undécimo tanto de la temporada.

En el 92, Fabio Quagliarella marcó el 1-3 con una violenta derecha cruzada, que solo sirvió para las estadísticas.

Se trata de un triunfo importante para el Inter, que adelanta momentáneamente al Roma y se coloca cuarto, a un punto del Fiorentina. Por su parte, el Sampdoria sigue en profunda crisis y se queda en decimoséptima posición, con el Frosinone, antepenúltimo, que si ganará mañana le alcanzará en la tabla.

Horas antes, el colista Verona ganó el derbi ante el Chievo por 3-1, gracias a los goles de Luca Toni (m. 29), Giampaolo Pazzini (m. 57) y del moldavo Artur Ionita (m. 95). Los locales consiguieron un triunfo importante, que le permite acercarse a Carpi y Frosinone, aunque la zona de permanencia sigue a siete puntos de distancia.

El viernes el Juventus rompió su racha de quince triunfos seguidos al no pasar del empate a cero en el campo del Bolonia, que jugó un partido de gran atención defensiva. El empate favorece al Nápoles, que si ganará al Milan el próximo lunes volverá a encabezar la clasificación.

Fuente: El Universal