Deporte
Mayweather y Pacquiao enfrentaron siete semanas de controles antidoping
Deporte

Tanto Floyd Mayweather como Manny Pacquiao se mostraron “colaboradores” y “profesionales” durante las más de siete semanas en las que se han sometido a controles de sangre y orina antes del esperado combate de boxeo en Las Vegas.

“Ambos han sido profesionales y se han mostrado colaboradores durante todo el programa antidoping”, dijo hoy a la agencia dpa un portavoz de la Agencia Antidoping de Estados Unidos (USADA), encargada de los análisis.

El 13 de marzo ambos púgiles acordaron someterse a los controles de la USADA de acuerdo a la normativa de la Agencia Mundial Antidoping (AMA), por lo que un positivo se castigaría con cuatro años de sanción fuera de la competición.

“Que estos dos púgiles acuerden voluntariamente un programa del nivel AMA para esta pelea es un fuerte mensaje sobre la importancia de una competición limpia y segura”, valoró entonces el director ejecutivo de la USADA, Travis Tygart.

Una de las causas de que en diciembre de 2009 fracasara el intento de que se celebrara la pelea entre el estadounidense y el filipino fue que Pacquiao rechazó la propuesta antidoping de Mayweather. Debido a su temor por las agujas no quería que le pincharan a pocas horas del combate, argumentó.

No tardaron en llegar las acusaciones desde el bando rival, y el filipino demandó a Mayweather por difamación. Ambas partes sellaron un acuerdo confidencial y ningún dato de controles pasados trascendió.

El programa ha durado ahora “más de siete semanas”, tiempo durante el cual los boxeadores “recibieron formación y tuvieron que dar los datos sobre su paradero en todo momento”, explicó el portavoz de la USADA, el ente que investigó e hizo caer al ex ciclista Lance Armstrong.

La USADA no reveló detalles de cuántos análisis pasaron cada uno, pero el entrenador de Pacquiao, Freddie Roach, aseguró el jueves que su pupilo había recibido la visita de los controladores “más de 12 veces”. El preparador y padre de Mayweather, Floyd Sr., no precisó el dato.

Según las estadísticas de la USADA, el año pasado Mayweather fue controlado en 32 ocasiones, según informó “The Washington Post”.

“Han sido objeto de análisis de sangre y orina sin previo aviso y también serán sometidos a análisis después de la pelea”, explicó el portavoz del ente.

El objetivo es detectar EPO (eritropoyetina) y HGH (hormona de crecimiento humano), ambas sustancias usadas en el doping sanguíneo, e incluye el avanzado análisis del ratio de dos isótopos de carbono, que permite conocer la diferencia entre esteroides naturales y sintéticos.

La USADA empleará los datos de las muestras, que se conservarán durante diez años, para el pasaporte biológico de los deportistas, que indica el historial y permite así alertar ante alteraciones sospechosas.

Con información de: El Universal