Economía
Hiperinflación en Venezuela estaría cerca ante mal manejo de la economía
Economía

La hiperinflación ha venido asomándose en Venezuela, país donde la medición del costo de vida es un tema de debate, debido a que no hay acuerdo acerca de la velocidad a la que crece el costo de la vida, y que no se publican cifras oficiales desde diciembre.

El Banco Central de Venezuela (BCV) estimó que el año 2014 cerró con una inflación de 70%, la más alta del mundo, pero este año, tras al golpe de la caída de los precios del petróleo, la inflación parece haberse disparado. Especialistas aseguran que Venezuela se encuentra a las puertas de la hiperinflación.

El Gobierno por otro lado no ha entrado al debate de si hay hiperinflación o no, peroasegura que está tomando las medidas necesarias para controlar el aumento en el costo de la vida, entretanto el culpable es la especulación de empresarios con el apoyo de Estados Unidos.

Ante todo esto los venezolanos se preguntan, ¿qué es la hiperinflación?, BBC Mundo enlistó algunos datos básicos para conocer la respuesta a esta interrogante y por qué es tan peligroso este término.

Steve Hanke, académico de la Universidad Johns Hopkins y una autoridad mundial en la materia, asegura a BBC Mundo que, “por convención, la profesión económica acepta queexiste hiperinflación cuando la tasa de inflación supera el 50% mensual”.

Hanke, quien también es director del Proyecto sobre Divisas en Dificultades del Instituto Cato, un centro de investigaciones en la capital estadounidense de tendencia conservadora, aclara que “una inflación de 50% mensual, si se calcula de forma anualizada, llegará a cerca de 13.000% al año”.

Cuando se desborda el incremento de los precios, la gente tiene que empezar a cambiar su comportamiento cotidiano para protegerse de la inflación. Estos son algunos de los fenómenos que se observan:

-Las tiendas empiezan a cambiar, hasta varias veces por día, los precios de sus productos.

-La población empieza a gastar lo más rápido posible su sueldo en bienes de consumo duradero como electrodomésticos, incluso si no los necesitan, para que no pierdan poder adquisitivo.

-También se suele comenzar a cuantificar el valor de los productos en una moneda extranjera estable en vez de en moneda local y en algunos casos, se inicia una “dolarización espontánea” en la que prefieren mantener los ahorros y realizar transacciones, en la medida de lo posible, en moneda extranjera.

-En ese momento, las autoridades prácticamente pierden el control de su política monetaria y la moneda nacional se embarca en un proceso que pude acabar por volverla prácticamente irrelevante, con consecuencias desastrosas para el bienestar de la población, que ve destruidos sus ahorros y encuentra que sus ingresos pierden valor casi al instante de recibirlos.

El récord mundial de hiperinflación fue alcanzado en 1946 en Hungría cuando llegó a 41,9 trillones por ciento. A esa tasa, los precios de los productos se duplicaban cada 15 horas.

“Latinoamérica históricamente ha estado afectada por niveles altos de inflación, pero muy pocos incidentes de hiperinflación”, le señala Steve Hanke a BBC Mundo. Entre los muy pocos casos registrados está el de Bolivia en septiembre 1985, que llegó a 183% mensual, y cerca de 60.000% al año. Brasil sufrió en marzo de 1990 una inflación mensual de 82,4% y Perú, en agosto de 1990, llegó a 397%, asegura el académico.

El país de la región que más se acerca en la actualidad a la hiperinflación, alega Steve Hanke, es Venezuela, que “está muy cerca de la hiperinflación sostenida, y podría en las próximas semanas pasar por la barrera”, y alcanzar el 50% mensual de modo sostenido, advierte.

Estima que, al pasado 12 de julio, la inflación llegaba a 745% anual. Lo calcula con base en las variaciones de paridad de poder adquisitivo en la tasa de cambio paralela del bolívar frente al dólar.

 

Fuente: El venezolano