Economía
Inflación de enero se situó en 14% y la anualizada en 482%
Economía

El índice nacional de precios al consumidor cerró enero en 14%, informó de manera extraoficial una fuente cercana al Banco Central de Venezuela. Con esta variación la inflación anualizada de los últimos 12 meses se sitúa en 482%. La aceleración de los precios ocurre en un momento en el que la escasez se presenta de manera más reiterada en todos los rubros esenciales debido, por una parte, a que se agotan los inventarios en las líneas de distribución y, por otra parte, en los hogares, aseguró la fuente.

Hace pocas semanas el BCV publicó la inflación hasta el mes de septiembre del año pasado y la ubicó en 140%, una cifra que contrasta con la de 270% registrado en los 12 meses de 2015, según informaciones suministradas por fuentes extraoficiales.

Otra fuente aseguró que el directorio del instituto emisor autorizó un cambio en las ponderaciones que tiene cada uno de los productos que integran la canasta, con la finalidad de reducir el promedio del índice nacional de precios al consumidor. Añadió que este cambio de ponderaciones en la metodología de medición solía hacerse cada tres o cinco años, pero a mediados de 2015 –dado los altos índices que se estaban registrando– el directorio autorizó modificar las ponderaciones sin previo aviso. De esta manera, los alimentos –uno de los rubros que más pesa en la canasta familiar– dejó de tener el valor que tenía el año anterior, para obtener un número más bajo en la inflación acumulada.

No obstante, a pesar de las líneas del directorio los técnicos del BCV continuaron registrando el índice nacional con las dos ponderaciones para poder tener una idea clara del comportamiento de los precios mes a mes.

La nueva variación mensual de 14% anotada por el BCV para enero de 2016 es la más alta desde que se comenzó a medir el índice nacional de precios en las 10 principales ciudades del país en 2007.

En los últimos cinco años. Ante la inflación, el instituto emisor se ha negado a autorizar un billete de mayor denominación para poder atender los problemas que le crea a los usuarios la gran cantidad de papel moneda que deben cargar en sus billeteras para pagar los gastos por menudeo.

Asimismo, el sistema financiero ha tenido que afrontar los problemas que se presentan en los cajeros automáticos, pues las resmas de billetes en algunos casos no caben a través de las rendijas de los ATM. A esto se le suma el hecho de que han restringido el total de dinero depositado en las bóvedas de cada banco porque ante la aceleración de los precios el inventario se agota más rápido. De esta manera los costos por transacciones de efectivo también se han incrementado debido a la inflación.

La Cifra
270% fue la inflación anualizada medida por el instituto emisor al cierre del año 2015, sin los cambios en las ponderaciones autorizados por el directorio del BCV

 

Fuente: Blanca Vera Azaf – El Nacional