Economía
Marquina: Propuesta de aumentar la UT pretende poner a pagar impuesto a todo el mundo
Economía

El presidente de la Comisión Permanente de Finanzas y Desarrollo Económico de la Asamblea Nacional, diputado Alfonso Marquina, propuso este miércoles la devolución de la propuesta entregada por el Seniat de elevar el precio de la Unidad Tributaria (U.T.) a 177 bolívares, moción que posteriormente fue aprobada por mayoría.

Prensa Alfonso Marquina

Marquina resaltó que en el plan presentado por la Superintendencia Nacional Tributaria no se toma en consideración ni el índice de precios al consumidor ni la inflación, datos necesarios para el cálculo de la U.T. de acuerdo con el Código Orgánico Tributario.

El asambleísta destacó que solicitaron la semana pasada dichas cifras al Banco Central de Venezuela (BCV) y al Instituto Nacional de Estadística (INE), mientras informó que todavía no han recibido respuesta, razón por la que emitieron un segundo comunicado a estas instituciones exigiendo esta información.

“Esta comisión no puede actuar al margen de la Ley, por eso enviamos nuevamente una comunicación al BCV y al INE para que ofrezcan el índice de precios al consumidor. El cálculo que nos presentan no cumple con el mandato legal”, dijo. En este sentido, exhortó al Seniat a consignar una nueva solicitud que encaje en los parámetros de la ley.

Marquina explicó que bajo este concepto un ciudadano que gane 11.100 bolívares mensuales con tres meses de aguinaldo y un mes de vacaciones deberá declarar impuesto sobre la renta y pagar 650 bolívares. Por su parte, un venezolano que tenga un sueldo mensual de 15 mil bolívares deberá cancelar Bs. 4.392; y otro que devenga 30 mil bolívares mensuales tendrá la responsabilidad de contribuir con 26 mil bolívares.

Enfatizó que este cálculo errado lesionaría la capacidad contributiva del ciudadano y violaría la progresividad del impuesto. “La idea es que quien gane más, pague más; y no que paguemos todos por igual. Con esto el Gobierno pecharía a todos los venezolanos”.

Además advirtió que aprobar esto podría traer como consecuencia “un país de evasores, pues se imaginan al obrero pagando estos impuestos. Hay muchas personas que actuarían violando la ley”.

El diputado también expuso que esto afectaría a quienes son considerados contribuyentes especiales y pondría a pagar impuestos a todo comercio. “De acuerdo con resoluciones del Seniat, un contribuyente especial jurídico es un comercio que tenga un ingreso bruto de 30.000 U.T. Este monto a 177 bolívares, significa que toda empresa que esté por encima de los 5 millones 300 mil pagaría. Con la inflación que tenemos, cualquier kiosco o cantina tiene estos ingresos”.

Marquina subrayó que esperarán a tener todos los datos y el cálculo de la fórmula aritmética correcto para aprobar el nuevo precio de la U.T., decisión que según las leyes debe decretarse hasta del 15 de febrero de cada año.