Economía
Siderúrgica asegura que demanda será atendida
Economía

La Corporación Siderúrgica de Venezuela (CSV) planea producir 12 millones de mineral de hierro en el año 2015. Igualmente estima que la demanda del mercado nacional andará por el orden de las 5 millones de toneladas, lo que significa que de acuerdo a esas proyecciones no habrá déficit de mineral de hierro en el país.

En lo que va de año, se ha atendido la demanda del mercado nacional de mineral de hierro y el excedente que no ha sido demandado por la industria local, se ha exportado (4 millones 700 mil toneladas). Para el 2014 las ventas totales fueron por el orden de 7,5 millones de toneladas, de las cuales más del 50% se colocaron en el mercado nacional y a la exportación se despacharon 3,9 millones de toneladas. Así mismo, la Corporación informó que en 2014, para el mercado nacional se destinaron unas 28.693 toneladas de pellas.

Las ventas totales de CSV Ferrominera (mineral de hierro, pellas de mineral de hierro, briquetas y subproductos), para el 2012 fueron de 9,16 millones de toneladas, de los cuales se destinaron al mercado nacional 3,9 millones de toneladas y al mercado de exportación el resto. Para el 2013, las ventas totales fueron de 6,3 millones de toneladas, destinándose al mercado nacional 3,6 millones de toneladas (58 %) y al mercado de exportación el excedente de esa cantidad. Estas cifras fueron reducidas en el 2014 en un 31%, y se observa un nuevo repunte en el 2015. Se estima cerrar con más de 7 millones de exportación y cubrir la demanda nacional de nuevo, en forma total. La industria estima que para el año 2016 el sector ferro siderúrgico producirá al 85% de su capacidad instalada, garantizando esa meta con el potencial de las reservas geológicas del mineral de hierro y las líneas de acción que se han implantado en los dos últimos años a las plantas y equipos de producción. Se asegura que la planta de pellas de CSV Ferrominera abastecerá la demanda de la planta briqueta de la empresa y destinará al mercado nacional el excedente.

Según cálculos de la Corporación Siderúrgica de Venezuela (CSV) La producción de acero liquido, para el año presente rondará los 2.874 mil ton, las briquetas llegarán a las 1,2 millones de toneladas y las pellas andarán por el orden de las 2,5 millones de toneladas, siendo las briquetas, las de mayor valor agregado en la línea de hierro reducido, con un precio de 189USD la tonelada. Es importante destacar que para el año 2013 las briquetas presentaban un precio superior a los 280 USD la tonelada, no obstante, factores de la dinámica del mercado internacional han provocado la caída de precios que afecta actualmente los ingresos de toda la industria. En los últimos quince años, las ventas de pellas fueron destinadas al mercado nacional, con el fin de promover y desarrollar las industrias briqueteras del sector.

Oferta y demanda nacional

Los años que presentaron la situación más grave en cuanto al cumplimiento de los planes de producción de pellas, corresponden al 2010 con 245 mil toneladas de producción de pellas y el 2013 con 106 mil toneladas. En el 2010, ocurrieron dos eventos importantes que perjudicaron el resultado de producción de pellas. Uno de ellos fue el período especial de suministro de energía eléctrica establecido por el Ejecutivo Nacional, que implicó la paralización de operaciones en forma alternada durante un equivalente de 90 días de producción. El otro evento, fue el accidente ocurrido en la estación de alto voltaje de la planta de pellas de Ferrominera, que trajo como consecuencia la suspensión de las operaciones. Este último afectó la producción durante los 100 días restantes del año.

En el 2012 se fabricaron 651 mil toneladas de briquetas, reflejando una recuperación cuatro veces superior a la obtenida en el año anterior. A pesar de este resultado, se presentaron restricciones en el suministro gas, interrupciones en el servicio eléctrico y fallas en diversos equipos de la línea de producción como reformadores, sistema de agua de calderas en los reformadores de vapor y tanque de enfriamiento de briquetas. En el año 2013, la producción de briquetas fue 126 mil toneladas, valor inferior en 81 % al año anterior. Este resultado se debió a la baja disponibilidad de pellas por las condiciones operativas en que se encontraban las plantas de pellas de Ferrominera y Sidor, únicas fabricantes de esta materia prima para la producción de hierro reducido en Venezuela, que afectó la producción de briquetas a nivel nacional.

Ya a finales del 2014, se concretaron acciones de recuperación de las plantas de pellas (especialmente la de Ferrominera), con lo cual se incremento el suministro de dicha materia prima a las briqueteras, en más del 70% comparado con los dos años anteriores

Recurso humano productivo y responsable

El aumento de la producción, mayor eficiencia y productividad en todo el proceso de exploración y extracción, transporte, industrialización y comercialización al mercado nacional y para la exportación, ha sido consecuencia de la mística, moral y responsabilidad con que los trabajadores y empleados han acogido los planes y programas implantados por la nueva junta directiva que preside el General de división Carlos Zambrano, desde el año 2014. Además, se ha mantenido la estricta observancia de las cláusulas de la contratación colectiva y de la puesta al día de las deudas atrasadas de “prestaciones sociales” que por diferentes conceptos las industrias Siderúrgicas tenían con los trabajadores.

Frente a la problemática situacional por la que pasó la industria en los años recientes: débil demanda, sobre oferta internacional y caída de los precios por el orden del 70%, aumento de los gastos y luego de acciones para poner coto a actos de presuntas irregularidades administrativas de los anteriores directivos — por lo cual se encuentran presos – toma valor estimulante a todo lo largo de la corporación, el lema “Doble Producción y Triple Compromiso”.

La industria que genera 50 mil empleos directos y 200 mil indirectos. De acuerdo a conversaciones de este cronista con algunos trabajadores, técnicos y ejecutivos de las empresas, el lema ha creado una actitud de cumplimiento de deberes y obligaciones, que se reflejan en la eficiencia y eficacia en todas las fases del proceso de producción.

La producción final de la industria siderúrgica influye de manera determinante el hábitat de las familias venezolanas, tanto como el urbanismo de las ciudades y pueblos. Pues se trata de materiales que acompañan por siempre al individuo en el hogar, la casa, escuela, el transporte, los sitios de trabajo y recreación. El hierro, acero y múltiples materiales son elementos de las estructuras, equipos y maquinarias que componen la calidad de vida y confort de individuos y familias y hacen más fácil nuestra existencia y bienestar. Hablamos de cabillas (hoy difícil de encontrar), alambrón, latas, tapas de envases, chapas, tubos, válvulas, carrocerías, cigüeñales, bielas, rodamientos, viviendas, maquinarías agrícolas, herramientas, carcasas de buques, neveras, lavadoras, cocinas y electrodomésticos.

 

Con Información de: El Universal Felix Cordero Peraza