Economía
Tasa flotante de Venezuela supera la barrera de los 300 bolívares por dólar
Economía

El sistema de cambio de divisas flotante de Venezuela, que tiene la cotización más alta en el mercado oficial del país petrolero, cerró hoy en 301,24 bolívares por dólar, treinta veces más que la tasa controlada, informó el Banco Central de ese país (BCV).

Esta es la cotización más alta que ha experimentado la tasa venezolana desde que comenzó a fluctuar a mediados de febrero a unos 206 bolívares por dólar, y que no ha experimentado nunca una baja.

El Dicom (tipo de cambio complementario) sustituye al Sistema Marginal de Divisas (Simadi) creado a principios de 2015 por el Gobierno de Nicolás Maduro, que fluctuó entre los 170 y 200 bolívares por dólar a lo largo de un año, tasa desde la que comenzó a operar el nuevo tipo de cambio.

Esta tasa, destinada a las operaciones de venta de divisas generadas por las exportaciones, la venta de hidrocarburos y de las empresas básicas, y cualquier requerimiento que sea considerado como secundario, forma parte de un sistema dual anunciado por Maduro el pasado 17 de febrero.

Junto al flotante, rige un tipo de cambio protegido, denominado Dipro, dirigido únicamente para bienes y servicios, y remesas identificadas como prioritarias, y que según el boletín del BCV se mantiene en una tasa fija de 10 bolívares por dólar.

El BCV también informó que sobre la tasa flotante se atendió el 7,40 % de las liquidaciones de divisas procesadas en el día, quedando el 92,60 % restante en manos de la tasa del Dipro.

La modificación del sistema de cambio se implementó en el marco de un nuevo plan de recuperación económica, el segundo desde que Maduro ascendió al poder en 2013, diseñado para atender la crisis del país petrolero que experimenta una sequía de divisas. EFE