Internacional
Arrestadas en Bélgica cuatro personas relacionadas con un caso de terrorismo
Internacional

Cuatro personas han sido arrestadas hoy en Charleroi, localidad situada en el sur de Bélgica, en el curso de una investigación sobre terrorismo que en principio no está relacionada con la matanza de noviembre en París.

Durante la mañana del sábado, las fuerzas de seguridad llevaron a cabo varios registros en Jumet, un distrito de la citada ciudad valona, durante el que se llevaron a cabo los cuatro arrestos, según la agencia Belga.

Dos de las personas retenidas son una pareja, de la que por el momento se desconocen más detalles, informó Belga.

Los detenidos están ahora a la espera de que el juez de instrucción dictamine si se prolonga su arresto o no, una decisión que se espera a más tardar este domingo.

No se han comunicado más detalles sobre la operación, que no guarda relación con los atentados yihadistas de París del 13 de noviembre pasado, que causaron 129 muertos y casi 300 heridos.

El ataque de París supuso un punto de inflexión en la política belga de seguridad y prosiguen las investigaciones en torno al atentado, así como los esfuerzos para localizar al principal sospechoso aún huido, Salah Abdeslam.

Mientras, Bélgica mantiene numerosas otras pesquisas relacionadas con terrorismo.

El pasado viernes, Bassman Assanad, un iraquí de unos cuarenta años, fue detenido en un centro de acogida para demandantes de asilo en Jumet por ser sospechoso de terrorismo y apoyar al grupo yihadista Estado Islámico (EI).

En esas instalaciones se encontró una cámara en la que se hallaron fotografías del sospechoso “vestido de yihadista” posando delante de una bandera del EI.

Escuchas telefónicas revelaron además que Assanad estaba en contacto con personas bajo vigilancia de los servicios de seguridad belgas y se encontró una bandera del EI entre los efectos personales que conservaba en el centro para demandantes de asilo.

Según la agencia Belga, el hombre era investigado desde mayo del año pasado, cuando llegó a Bélgica. EFE