Internacional
Corea del Sur y EE. UU. acordaron “ejercer más presión práctica” sobre Corea del Norte
Internacional

Tras la nueva amenaza realizada por la dictadura de Kim-Jong un a Japón, Corea del Sur y Estados Unidos, los presidentes de estos dos últimos países se comunicaron vía telefónica la noche del pasado sábado 16 de septiembre para plantear posibles estrategias contra Corea del Norte.

En dicha conversación, en donde Trump afirmo haberse referido a Kim-Jong un como el Hombre Cohete, se acordó “ejercer más presión práctica” e implementar “a fondo” las sanciones aplicadas a la dictadura norcoreana.

Además, afirmaron que de seguir con el mismo comportamiento, Kim-Jong un “solo se aislará más diplomáticamente y se enfrentará a más presión económica”, lo que al final podría llevar “al colapso” de Corea del Norte.

Sanciones y respuesta

Y es que debido a las constantes amenazas del régimen norcoreano, la ONU había optado por sancionarlo prohibiendo sus exportaciones textiles, congelando los permisos de trabajo de norcoreanos en el exterior y limitando sus suministros.

A raíz de esto, el líder norcoreano había amenazado el pasado miércoles 13 de septiembre con acelerar sus programas militares en respuesta a las “maléficas” sanciones del organismo internacional. Así lo demostró el viernes 15 de septiembre, cuando lanzó un misil de mediano alcance de tipo Hwasong-12, que alcanzó una altura de 770 kilómetros aproximadamente y recorrió una distancia de 3.700 kilómetros durante 19 minutos. El misil sobrevoló Hokkaido, en el norte de Japón, y se adentró en el océano Pacífico, a unos 2.000 kilómetros al este.

De acuerdo con las fuerzas armadas surcoreanas, el misil pudo haber llegado a territorio estadounidense.

Reunión extraordinaria de la ONU

Debido al último lanzamiento realizado por norcorea, el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas se reunirá el próximo jueves 21 de septiembre, a las 3:00 p. m., a puertas cerradas, para discutir sobre la constante amenaza nuclear de Corea del Norte.

En la reunión se abordarán las “maneras en que el Consejo de Seguridad puede mejorar el cumplimiento de las resoluciones que ha adoptado para prevenir la proliferación de las armas más peligrosas del mundo”, señaló la nota estadounidense de preparación a la convocatoria.

Fuentes: El Mundo, El Observador.

Karina Martín/PanAmPost