Internacional
El comercio mundial de armas creció un 16 % en los últimos cinco años
Internacional

El comercio mundial de armas convencionales creció un 16 por ciento en 2010-2014 con respecto al lustro anterior, según un informe difundido hoy por el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo (SIPRI).

Estados Unidos, con una subida del 23 % respecto a 2005-2009, mantiene su posición de primer exportador mundial acaparando un 31 % de las ventas de armas, por delante de Rusia, que sube un 37 % y controla el 27 % del total.

En tercer lugar se sitúa China, que gracias a un aumento del 143 %, asciende a la tercera plaza, aunque sólo representa el 5 % del total.

Alemania y Francia igualan ese porcentaje y son lo siguientes países en la clasificación, en la que España ocupa la séptima plaza.

Las exportaciones de los cinco primeros países supusieron el 74 % del total de ventas de armas en el mundo.

Asia y Oceanía, con Corea del Sur y Emiratos Árabes Unidos (EAU) al frente, fueron los principales destinatarios de las exportaciones de Estados Unidos, que vendió armas a al menos 94 países en 2010-2014.

“Estados Unidos ha considerado mucho tiempo la venta de armas como una herramienta fundamental en política exterior y seguridad, pero las exportaciones se han hecho más necesarias recientemente para ayudar a la industria armamentística a mantener sus niveles de producción a la vez que decrece el gasto militar del país”, señala el informe.

En el caso de Rusia las ventas se concentraron en tres países, India, China y Argelia, mientras que Pakistán, Bangladesh y Birmania fueron los principales destinatarios de las transacciones chinas.

El informe del SIPRI resalta también que las exportaciones totales de los estados miembros de la Unión Europea fueron un 16 por ciento inferiores a las del lustro anterior.

En la clasificación de importadores, India mantiene el liderazgo con el 15 % del total, por delante de Arabia Saudí, que cuadriplicó su gasto; China, EAU y Pakistán, mientras que otros dos países asiáticos más, Corea del Sur y Singapur, figuran también entre los diez primeros.

“Impulsados por el continuo crecimiento económico y por las percepciones de creciente amenaza los países asiáticos siguen expandiendo su capacidad militar con un énfasis en los equipos marítimos”, apuntó Siemon Wezeman, investigador del SIPRI.

Las importaciones de los países del Consejo de Cooperación para los Estados Árabes del Golfo (CCEAG) subieron un 71 % en el último lustro y representaron el 54 por ciento del total en Oriente Medio.

El mayor importador en América y octavo en el mundo fue Estados Unidos, seguido por Venezuela y por Brasil, “de lejos el que tiene más órdenes pendientes de todos los países sudamericanos”.

El SIPRI es una prestigiosa institución internacional dedicada a la investigación de conflictos, armamento, control de armas y desarme, creada en 1966 y con sede en Estocolmo. EFE