Internacional
Expresidentes ratifican a la OEA su voluntad de continuar el diálogo en Venezuela
Internacional

Caracas , 27 Mar. AVN.- Los expresidente José Luis Rodríguez Zapatero (España), Leonel  Fernández (República Dominicana) y Martín Torrijos (Panamá), ratificaron este lunes su respaldo al proceso de diálogo político propuesto por el Presidente de la República, Nicolás Maduro, a la oposición en el país para garantizar la paz y la sana convivencia de todos los ciudadanos.

A través de una carta enviada a la cancillería venezolana, los tres acompañantes de la mesa de diálogo en Venezuela reiteraron su compromiso de continuar con el proceso, que sirve como única vía para alcanzar soluciones y sostener la convivencia pacífica en el país.

Asímismo, Rodríguez, Fernández y Torrijos rechazaron los ataques promovidos por la oposición venezolana y por una minoría de países miembros de la Organización de Estados Americanos (OEA) contra Venezuela.

El proceso de diálogo se inició en octubre de 2016, tras la convocatoria del Presidente de la República Nicolás Maduro, para entablar un diálogo por la paz y estabilidad del país. este también está acompañado por delegados de UNASUR y del Vaticano.

A continuación el texto integro:

Carta de los Expresidentes Acompañantes del Diálogo en Venezuela a los Gobiernos de los Países miembros de la Organización de Estados Americanos

Conocido el informe del Secretario General de la OEA y el Comunicado de 14 países integrantes de esa organización del pasado 23 de marzo sobre la situación de Venezuela, y dado que en este último se hace referencia al proceso de acercamiento entre el Gobierno Nacional y la Oposición, que en nuestra condición de acompañantes venimos impulsando, nos sentimos en el deber de trasladar a los Gobiernos de los Países Miembros de la OEA, las siguientes consideraciones:

1. Reiteramos nuestro más firme compromiso con la tarea de fomentar el diálogo, la confianza y el reconocimiento recíproco entre el Gobierno Nacional y la Oposición en Venezuela, con el fin de preservar la convivencia pacífica y alcanzar un acuerdo de estabilidad democrática para que los venezolanos encuentren el camino para superar la difícil situación por la que atraviesa el país. Saludamos, en ese contexto, el reconocimiento y apoyo al esfuerzo que venimos efectuando en el precitado Comunicado de 14 países de la OEA.

2. Ese acuerdo, por el que trabajamos conjuntamente con la UNASUR y la Santa Sede, ésta última en su condición de acompañante especial, en un contexto de grandes dificultades, parte de la premisa del necesario reconocimiento mutuo y el respeto constitucional e institucional entre los Poderes Públicos e incluye cinco temas esenciales: i) la definición de un cronograma electoral; ii) la puesta en funcionamiento, de manera consensuada, de la Comisión de la Verdad; iii) un compromiso para el respeto institucional entre los poderes del Estado y la normalización de su funcionamiento en el marco de la Constitución; iv) la cooperación en materia de decisiones sociales y económicas, y v) el respeto de la soberanía nacional en un contexto de apoyo y solidaridad internacional.

3. Junto a esos temas esenciales de un deseable acuerdo, efectuamos continuas gestiones con el Gobierno Nacional y la Oposición en materias de gran sensibilidad en el día a día de la política venezolana.

4. Desde nuestra experiencia en esta tarea, queremos afirmar con total convicción que el diálogo político y la búsqueda de acuerdos es la alternativa más razonable y sensata ante la situación de Venezuela. Preservar la paz y poner fin a un conflicto tan profundo no permite atajos, solo una paciente perseverancia podrá tener resultados satisfactorios.

5. Nuestra labor se lleva a cabo desde el respeto a la soberanía de Venezuela, condición esencial para cosechar resultados en favor de la convivencia y la democracia. Con ese mismo respeto a la soberanía de sus países, nos dirigimos a los Gobiernos de la OEA. Nuestra legitimidad no es otra que el afán de paz, de democracia y de estabilidad para Venezuela que motivan nuestro trabajo.

6. Llevamos casi un año en esta misión para intentar superar un profundo antagonismo político y social que data desde hacen casi 20 años. Desde nuestra experiencia sabemos que un diálogo de esta naturaleza exige prudencia, discreción, tenacidad, confianza y ante todo voluntad de dialogar y acordar. Y también voluntad de apoyar el diálogo.

7. Así pues, reafirmamos nuestro compromiso en esta tarea. Pensamos que el diálogo es posible y más necesario que nunca en Venezuela. Un diálogo sustentado en los valores de la democracia, de los derechos humanos, de la paz y gestionado con las únicas herramientas a nuestro alcance: la palabra, la buena fe y la diplomacia.

No tenemos ningún título, ni autoridad política para pedir su confianza. Pero por respeto a nuestro compromiso con Venezuela, nos atrevemos a pedirles que lean estas reflexiones por si pueden ser de utilidad en sus deliberaciones.

Agradecemos profundamente el interés que ustedes demuestran sobre nuestro trabajo en Venezuela.

En la confianza en su buen hacer, reciban cordiales saludos.

José Luis Rodríguez Zapatero
Expresidente del Gobierno de España

Leonel Fernández
Expresidente de República Dominicana

Martín Torrijos
Expresidente de Panamá

27 de marzo de 2017.

AVN