Internacional
Kerry dice que prevé viajar a Cuba pronto para diálogo de derechos humanos
Internacional

Washington, 23 feb (EFE).- El secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, dijo hoy que es posible que viaje en las próximas semanas a Cuba para mantener un diálogo sobre derechos humanos, en la que sería su segunda visita a la isla y se produciría poco antes de la llegada al país del presidente estadounidense, Barack Obama.

“Puede que viaje allí en una semana o dos para tener un diálogo de derechos humanos”, dijo Kerry en una audiencia ante el Comité de Relaciones Exteriores del Senado.

Kerry viajó a La Habana el pasado agosto para inaugurar formalmente la embajada estadounidense en Cuba, en la primera visita en 70 años de un jefe de la diplomacia estadounidense a la isla.

De concretarse, la visita de Kerry se produciría poco antes del histórico viaje de Obama, que los próximos 21 y 22 de marzo se convertirá en el primer mandatario estadounidense en ejercicio en pisar la isla en 88 años.

El diálogo bilateral sobre derechos humanos, probablemente el más tenso en el proceso de normalización de relaciones con Cuba, había estado liderado ahora en la parte estadounidense por el subsecretario de Estado para Democracia y Derechos Humanos, Tom Malinowski; y Kerry no explicó por qué él tomaría ahora el relevo.

No obstante, una parada en Cuba podría servirle para preparar la visita de Obama y dar un impulso a un área, la de derechos humanos, que será prioritaria en el viaje del presidente estadounidense.

El senador demócrata de origen cubano Robert Menéndez, uno de los mayores críticos de la política de apertura a Cuba, denunció que en los primeros dos meses de este año se han producido “1.400 arrestos” en la isla, y consideró que la situación de derechos humanos está “retrocediendo”.

Kerry reconoció que la situación “no es perfecta”, pero defendió que ha habido “algunos avances en el empoderamiento de la gente en el sector privado” y dijo que ya hay “una transformación en marcha”.

El secretario de Estado defendió también la petición, incluida en la propuesta de presupuesto de Obama para el año fiscal 2017, de que el Congreso conceda 3,8 millones de dólares para reformar la embajada estadounidense en Cuba y contratar a otros nueve funcionarios.

“El personal actual en La Habana no es adecuado para apoyar nuestros objetivos”, indicó Kerry.