Internacional
Nisman: La causa que más teme Cristina Kirchner fue elevada a juicio oral
Internacional

Se trata del Memorandum con Irán y la supuesta complicidad para desvincular los funcionarios de Teherán en la responsabilidad por el atentado de 1994 en Argentina.

El fiscal Alberto Nisman no tenía dudas. Luego de su investigación sobre el atentado a la sede de la AMIA (Asociación Mutual Israelita Argentina) llegó a la conclusión que–a pesar de que durante el Gobierno de Néstor Kirchner se había avanzado como nunca antes en la causa–algo cambió de un momento a otro durante el mandato de la esposa del expresidente, Cristina Fernández.

Cuando Nisman estuvo seguro que el Gobierno argentino de entonces había abandonado sus intenciones de llegar a la verdad (y directamente buscar encubrir a los responsables a cambio de acuerdos comerciales), denunció a la Presidente de la Nación y a varios de sus funcionarios.

Seguramente para darle notoriedad masiva a la cuestión por razones de seguridad personal, luego de presentar la denuncia, apareció en televisión. El país pensó que el fiscal hizo bien en hacerlo, ya que  cualquier atentado contra su persona sería muy obvio.

Sin embargo, horas antes de tener que presentarse en el parlamento para ampliar su denuncia, apareció muerto de un disparo en la cabeza en el baño de su departamento.

Desde los voceros del kirchnerismo se salió a defender la insólita tesis del suicidio. La justificación era que Nisman había sido engañado por agentes de inteligencia, que le habían prometido pruebas que nunca le entregaron. Dada la vergüenza del fiscal de no recibir ese manterial antes de presentarse en el Congreso, decidió terminar con su vida.

Antes de finalizar el mandato de Kirchner, la causa de Nisman fue desestimada. Sin embargo, en el período de Mauricio Macri fue reabierta.

El lunes, el juez federal Claudio Bonadio dió por finalizada la investigación y envió a la expresidente a juicio oral junto a 11 imputados más, entre los que se encuentran el excanciller Héctor Timerman y el exsecretario Técnico de presidencia, Carlos Zannini, ambos ya detenidos con prisión preventiva.

“Dadas las probanzas recolectadas en este sumario, se consideran reunidos los extremos necesarios para que el mismo pase a su ulterior etapa, en relación a los doce imputados indicados al comienzo de la presente resolución, como acertadamente propician el Sr. Fiscal y las querellas”, redactó Bonadio en su resolución.

En una de las escuchas telefónicas de la exmandataria, Kirchner confiesa que de todas las causas que enfrenta en la justicia, la denuncia de Nisman es la “más difícil”.

“Ir al debido proceso”

En diálogo con PanAm Post, el diputado nacional Waldo Wolff (Cambiemos) manifestó:

“Es bueno que esta acusación se dirima en un debido proceso en el cual los acusados y los acusadores tengan la oportunidad de exhibir sus posiciones y pruebas”.

Ante la consulta sobre si considera que cuando la justicia, durante el mandato de Kirchner, desestimó la denuncia de Nisman por motivos políticos, el legislador del oficialismo respondió que su “posición personal” es afirmativa. Pero sin embargo “lo más importante es que eso se va a saber durante el juicio” en cuestión.

“El kirchnerismo quiso cajonear la causa”

Por su parte, el legislador provincial (Buenos Aires) Guillermo Castello manifestó que “finalmente” llega a juicio oral la denuncia de Alberto Nisman. Para Castello, esto ocurrió “a pesar de los intentos del kirchnerismo de cajonear la causa”.

“Celebramos que, aún con demoras, se haya avanzado en la causa y ahora nos resta esperar al juicio para saber si Kirchner y su séquito fueron cómplices en el encubrimiento del peor ataque terrorista que tuvo lugar en el país”.

Marcelo Duclos/Panampost