Internacional
Santos pierde mayoría parlamentaria
Internacional
El oficialismo colombiano perdió hoy la mayoría en el Senado al alcanzar 47 de 102 escaños, mientras que el expresidente Álvaro Uribe y su movimiento Centro Democrático, que encabezaron el recuento pero terminaron por detrás del Partido de la U, del actual mandatario Juan Manuel Santos, lideran la oposición.

Con los resultados dados a conocer, la coalición gubernamental tendrá que apoyarse en algunos senadores conservadores considerados “santistas” o trazar alianzas con la izquierda para obtener mayorías y aprobar los acuerdos de paz que se alcancen en el proceso de paz con las FARC de La Habana, destaca la agencia Efe.

Una de las grandes decepciones ha sido el partido Unión Patriótica (comunista), nacido en 1985 por un acuerdo entre el Gobierno y las FARC y que regresaba a las elecciones tras dos décadas de ausencia y que no logró representación en ninguna de las dos cámaras.

La formación de Santos ganó con un 15,31 % y 21 escaños (frente a 28 obtenidos en 2010), mientras que segundo, a menos de un punto porcentual (14,53 %), quedó el Centro Democrático, que alcanzó la veintena de senadores, con el 96,06 % escrutado.

A la disputa entre Santos y Uribe le siguió el Partido Conservador, con un 13,46 % y 18 escaños (cuatro menos que en 2010) y el oficialista Partido Liberal, considerado el gran derrotado de la noche con 17 sillas, las mismas que en las pasadas elecciones y el 12,20 %.

Cambio Radical, el tercer integrante de la coalición oficialista fue quinto con 9 escaños (6,93 %), uno más que en 2010, con lo que la coalición que apoya a Santos sumó 47 escaños, a cinco de la mayoría absoluta en el Senado y seis menos que cuatro años atrás (53).

En sexta posición quedó el partido de centroizquierda Alianza Verde, con cinco escaños (3,99 %), los mismos que hace cuatro años, y el izquierdista Polo Democrático Alternativo que bajó tres curules y se quedó con cinco y el 3,83 % de los votos.

Completan la lista los cinco senadores del Partido Opción Ciudadana, cuatro menos que en 2010, y dos de minorías indígenas, mientras que el Movimiento evangélico MIRA se quedó sin representación.

El partido de Uribe se impuso en doce de los 32 departamentos y en las principales ciudades como Bogotá (20,27 %) y Medellín (34,94 %), mientras que en Cali puntearon los liberales (12,59 %).

En la Cámara de Representantes el escenario fue contrario al del Senado, pues ganaron las fuerzas oficialistas.

El Partido Liberal fue el vencedor, con 39 escaños, por 38 en 2010, seguido del Partido de la U, con 36, doce menos que hace cuatro años, cuando obtuvo 48.

Le siguen el Partido Conservador, con 27 (36 en 2010); Cambio Radical con 16, los mismos que hace cuatro años; el Centro Democrático con 12; seis para la Alianza Verde (3), los mismos que el Partido Opción Ciudadana (11) y tres el Polo Democrático Alternativo (5).

Seis escaños fueron a parar a formaciones minoritarias, dos para afrodescendientes y uno para indígenas.

Con estos resultados la coalición gubernamental sumaría 91 representantes, por encima de la mayoría absoluta que marcan los 84 pero por debajo de los 102 que sumaban en 2010.

Estos resultados de la Cámara de Representantes son con el 95,38 % escrutado y a falta de doce escaños por asignar.

En las elecciones al Parlamento Andino, con el 93,75 % escrutado, ganaron los conservadores con el 9,27 % de los votos y dos representantes, seguido por la Alianza Verde (8,06 %) también con dos y el Polo Democrático Alternativo, con un 7,14 % y un delegado.

En estos comicios, a los que no concurrieron el Partido de la U, el Partido Liberal ni el Centro Democrático, el gran triunfador fue el voto en blanco, con un 36,19 %.

Hoy también se celebró la consulta interna para elegir candidato presidencial de la Alianza Verde entre el exalcalde de Bogotá Enrique Peñalosa y los senadores Camilo Romero y John Sudarsky, pero la Registraduría informó de que el recuento empezará cuando termine el escrutinio del Senado.

Las de hoy fueron las elecciones más tranquilas que se recuerdan en Colombia pues se vivieron en casi ausencia de ataques de las FARC y del Ejército de Liberación Nacional (ELN), las dos guerrillas del país.

Según la Misión de Observación Electoral (MOE), las FARC explosionaron un artefacto contra la fuerza pública en el municipio de Briceño (Antioquia, noroeste) e incineraron un vehículo en una vía del departamento del Meta (centro).

Además, la guerrilla retrasó el inicio de las votaciones en dos corregimientos del Putumayo (sur), y las autoridades desactivaron artefactos en el municipio de Saravena (Arauca, noreste) y Apartadó, en Antioquia.