Internacional
Steve Bannon, el ultraderechista que entra a la Casa Blanca con Trump
Internacional

Por RFI

Bloomberg lo describe como “el hombre más peligroso de la vida política de Estados Unidos”. Stephen Bannon, exdirector ultra-populista y derechista de la campaña de Donald Trump, fue nombrado este lunes por el presidente electo “alto consejero y jefe de la estrategia” de la futura administración. A través de su portal de información Breitbart News, Bannon alimentó durante años las teorías sexistas y anti-inmigración de la “hard-right”, la derecha dura de Estados Unidos.

“La nominación de Bannon es un gesto de Trump hacia su base anti-Washington”, tituló este lunes el New York Times. El diario también asegura que su llegada a la Casa Blanca coloca en el corazón de la política estadounidense al movimiento de derecha dura y nacionalista, hasta ahora marginal.

Stephen alias “Steve” Bannon, de 62 años, tomó las riendas de la campaña de Trump en agosto pasado, cuando el magnate pasaba por un mal momento en los sondeos. Puso así al servicio del candidato republicano su máquina de comunicación o desinformación: el sitio de noticias Breitbart News.

El portal web, fundado en 2007 y que Bannon dirige desde 2012, se ha convertido en una referencia para todos los partidarios de la derecha dura en Estados Unidos. Reúne a extremistas, nacionalistas, supremacistas y neonazis de todo tipo, bajo la bandera de lo que han nombrado la “alt-right”, una “derecha alternativa” anti-establishment que considera que la raza blanca está siendo amenazada por la inmigración.

Breitbart News se destacó desde 2015 por sus numerosos artículos sexistas, racistas, anti-islam y anti-inmigrantes, vinculando por ejemplo la presencia de los inmigrantes a la expansión de enfermedades o publicando noticias falsas o complotistas. Al lado de Breitbart News, el canal conservador Fox News parece un debate pulido de conservadores a la hora del té.
Un sitio web que Bannon piensa expandir en Francia, por lo que ha recibido los aplausos de la diputada francesa de extrema derecha, Marion Maréchal-Le Pen, a la que el estadounidense ha calificado de “estrella ascendente”.

Apodado “Goebbels”

Nacido en Virginia, Bannon tiene un recorrido variado: fue oficial de la marina, trabajó para el banco Goldman Sachs y consiguió parte de su fortuna gracias a la compra de los derechos de la famosa serie “Seinfield”. Es un cercano de la figura del ultraconservador Tea Party, Sarah Palin, a la que ha dedicado un documental elogioso.

Su interés por el populismo y el nacionalismo estadounidense – no fue Republicano desde un principio – se debe, asegura, a los efectos corrosivos de la globalización. Y denuncia la “arrogancia de las élites” que, según él explica que los grandes medios y encuestadoras no hayan visto venir la victoria de Donald Trump.

Un personaje cuya entrada a la Casa Blanca preocupa tanto a los demócratas como a los grupos de minorías y anti-discriminación. “Con este hombre que representó la alt-right en el gabinete y en la campaña más sucia de la historia de Estados Unidos, la extrema derecha se posicionó”, considera José Luis Valdés-Ugalde, exdirector del Centro de Estudios sobre América del Norte de la Universidad Autónoma de México. “Y ahora entra a la Casa Blanca.” “Habrá que ver sin embargo si logra gobernar con los sectores más moderados del Partido Republicano”, indicó a RFI el experto.