Internacional
Unión Europea llama al “diálogo inclusivo” en Honduras
Internacional

La Misión de Observación Electoral de la Unión Europea (MOE-UE) busca aportar a solución de crisis postelectoral con profundo informe, que la oposición empero, ha criticado como “deficiente”.

En rueda de prensa en Tegucigalpa, la jefa de la MOE-UE, la eurodiputada Marisa Matías, instó a los políticos que participaron en las elecciones del 26 de noviembre de 2017 a que “sienten las bases de un diálogo nacional inclusivo que permita avanzar en las reformas electorales pendientes” en el país. “Reiteramos que dado el clima de polarización política “hay que ser inclusivo e incluir a todos los actores políticos” del país centroamericano, agregó.

Honduras vive una crisis política derivada de la denuncia de Salvador Nasralla, quien fue candidato presidencial de la Alianza de Oposición contra la Dictadura, de un presunto fraude en los comicios generales, en los que fue reelegido el presidente del país, Juan Orlando Hernández.

Nasralla no reconoce los resultados de las elecciones, aduciendo que el Tribunal Supremo Electoral hizo fraude para favorecer a Hernández, quien fue reelegido bajo la bandera del Partido Nacional, y ha venido promoviendo protestas callejeras, algunas de ellas con actos de vandalismo, que han dejado más de treinta muertos.

UE lamenta y condena muertes de manifestantes

La misión de la UE lamentó y condenó las muertes durante las protestas postelectorales, y reiteró “su llamado a las autoridades hondureñas a respetar el derecho a la manifestación pacífica”.

Matías indicó que la MOE UE no encontró “diferencias” entre las actas en las que la oposición alega que hubo fraude en las elecciones con las publicadas por el órgano electoral.

Seis activistas asesinados y compra de votos

El asesor de la Alianza de Oposición, Arístides Mejía, quien asistió a la presentación del informe, criticó el documento y dijo que se “ha quedado muy corto”. El informe es “bastante deficiente en cuanto a las propuestas porque todos sabemos que el principal problema que tuvimos, a parte del fraude, es la falta de una segunda vuelta y ni siquiera se mencionó”, indicó Mejía a Efe.

La MOE-UE señala en su informe que la campaña electoral estuvo “marcada por la desigualdad de recursos y de cobertura en los medios a favor del partido oficialista”, pero la jornada estuvo “bien organizada, transcurrió de manera pacífica y el escrutinio discurrió en condiciones de respeto a la voluntad de los votantes”.

Muertos que votan

Constató, además, que durante la campaña electoral se registró el asesinato de seis activistas políticos, e identificó en el proceso “muchas malas prácticas” como “la compra de votos”.

La misión resalta que la adopción en 2016 de la Ley de Política Limpia representa “un avance indudable”, pues ello refuerza “las exigencias de transparencia” sobre la financiación y uso de los gastos de campaña y fija techos a los políticos.

Entre las recomendaciones destaca realizar “una depuración” del censo electoral, debido a que la presencia de fallecidos y emigrantes en el mismo “ha alimentado tradicionalmente suspicacias sobre el riesgo de suplantación de voto”.

Asimismo, adoptar un nuevo reglamento de paridad y mecanismos de alternancia en las candidaturas al Congreso Nacional, y formular y aplicar una política de género.

JOV (efe, eu)DW