Internacional
Washington en alerta por relaciones militares entre Nicaragua y Rusia
Internacional

Recientemente, Rusia le vendió a Nicaragua 50 tanquetas y a su vez logró acceso al espacio aéreo y a los puertos del país centroamericano. Además, se encuentran construyendo un centro de capacitación policial cerca de la costa del Pacífico. Esta ampliación de las relaciones militares mantiene con preocupación a Washington.

El Gobierno norteamericano le está haciendo una especie de seguimiento a la presencia de Putín en Nicaragua y ha expresa sus preocupación por la falta de espacio democrático en el dicho país.

En agosto de 2015 las autoridades nicaragüenses militares enseñaron a través de un desfile, los nuevos tanques rusos T-72 en una exhibición. Lo cual llamó la atención de varios congresistas estadounidenses, entre ellos el representante demócrata de mayor rango en Nueva Jersey, Albio Saires, quien afirmó que se encuentra asombrado con que “el segundo país más pobre de todo el continente, se encuentre comprando aviones, tanques y todo tipo de armas”, haciendo énfasis en que parece que Ortega ignora las verdaderas necesidades de los ciudadanos.

Según el portal El Nuevo Herald, Estados Unidos tiene intereses en Nicaragua, ya que éste país suramericano es miembro del Acuerdo de Libre Comercio de Centroamérica y allí funcionan varias empresas estadounidenses; además de ser un lugar clave para el contrabando y el tráfico de drogas hacia norteamérica.

Es por ello que La Casa Blanca le realizó una solicitud al presidente Daniel Ortega para que recibiera a observadores internacionales en su país durante el desarrollo de las elecciones que se realizarán en noviembre; esto como una medida de presión por el estrechamiento de relaciones militares entre esas dos naciones.

Sin embargo, a principios de 2016 Ortega anunció que no permitiría la presencia de observadores internacionales que estén supervisando los próximos comicios.

Por su parte, la representante federal republicana por Miami, Ileana Ros-Lehtinen puso en la mira las finanzas de Ortega. La representante dijo textualmente que “La única forma en que líderes como Maduro (presidente de Venezuela) y Ortega sienten la presión es cortándoles el acceso al dinero”.

Durante una audiencia de la subcomisión sobre las Américas de la Comisión de Asuntos Exteriores la legisladora comparó al gobierno de Nicaragua con el de Venezuela, donde dijo que los esfuerzos de Ortega por aumentar su poder y reprimir a la oposición son muy similares a las medidas tomadas por Maduro.

Actualmente, Ortega opta por un tercer período consecutivo para ocupar la presidencia de su país. El presidente es un exlíder rebelde y además lidera el Frente Sandinista de Liberación Nacional. Fuentes extraoficiales aseguran que ganará nuevamente la reelección.

Un representante demócrata por Texas, Joaquín Castro, anunció que “lo que sucede en Nicaragua es preocupante” y que apoya la propuesta de ley Nicaraguan Investment Conditionally HR5708, con la que se busca sancionar a Nicaragua. “Creo que debemos pedirles cuentas”, dijo. “Pero, por ahora, ese esfuerzo debe ser diplomático”.

A pesar de que Nicaragua haya evitado la violencia entre pandillas y esté “fulminando” las padillas de drogas de algunos de sus países vecinos, es importante recordar que es uno de los países más pobres del continente, ello llama la atención sobre su capacidad de enfrentar las necesidades de sus ciudadanos.

Ysol Delgado/PanamPost