Negocios
Multa de $1.200 millones a Toyota por fraude a consumidores
Negocios

El gobierno de Estados Unidos llegó a un acuerdo con Toyota Motors Corp. por 1.200 millones de dólares, tras haberla acusado penalmente de defraudar a los consumidores al emitir declaraciones engañosas en temas de seguridad en los vehículos Toyota y Lexus.

El secretario de Justicia Eric Holder dijo el miércoles que es la mayor multa de su tipo impuesta a una empresa automovilística. Conforme a un acuerdo sobre la postergación del encausamiento, un supervisor independiente revisará la política, prácticas y procedimientos en la empresa.

La sanción concluye una investigación penal de cuatro años sobre la admisión de problemas de seguridad por parte de la empresa automovilística japonesa, centrada en si Toyota fue completamente clara en el anuncio de los problemas relacionados con las aceleraciones súbitas.

“En lugar de informar prontamente y corregir los temas de seguridad, Toyota formuló declaraciones engañosas a los consumidores y aportó hechos falsos a los miembros del Congreso”, dijo Holmes en una conferencia de prensa.

Toyota indicó que cuando fueron retirados los vehículos, “aceptamos toda la responsabilidad de cualquier temor que podrían haber causado nuestras acciones a los clientes, y nos hemos dedicado a ganar nuevamente su confianza”, dijo Christopher P. Reynolds, consejero legal de Toyota Motor North America. “En más de cuatro años desde esas retiradas, hemos vuelto a lo fundamental en Toyota para poner primero a nuestros clientes.”

Toyota dijo que ha realizado “cambios fundamentales para ser una organización que responde con mayor premura y está orientada al cliente, y estamos decididos a continuar la mejoras.” (Vía)