Nacional
“A mi sobrino le destrozaron el corazón con una bomba lacrimógena”
Nacional

Familiares de Juan Pablo Pernalete Llovera, de 20 años, joven asesinado la tarde de este miércoles en las adyacencias de Altamira, tras recibir un fuerte golpe con una bomba lacrimógena en el pecho, dijeron que el joven era hijo único.

“A mi sobrino le destrozaron el corazón con una bomba lacrimógena. Tenía un año manifestando y había ido a cinco manifestaciones. Lo que quería era un mejor país”, relató la tía Selva Serena Llovera.

Su familia está destrozada, pues describió al joven como “único, educado y muy amoroso”.

Vivía con sus padres en El Marqués, donde creció siendo una joya deportiva. “Jugaba Básquet desde que estudiaba en el colegio María Santísima y luego fue seleccionado y viajó a España a representarnos”, dijo la tía.

Actualmente Juan Pablo estudiaba segundo semestre de Contaduría Pública en la Universidad Metropolitana y estaba becado por excelencia deportiva.

“Esta situación no debe seguir así, que la juventud muera por salir a protestar”, refirió.

En el bolso que cargaba el miércoles, tenía una gorra tricolor y una estampita con el Salmo 91, que siempre lo acompañaba.

Los amigos, con quienes se concentró en Altamira en las cinco manifestaciones, fueron los que lo auxiliaron al caer herido de gravedad y lo llevaron a la sede de Salud Chacao.

Hoy piden justicia, porque reprochan que las autoridades estén disparando bombas lacrimógenas a corta distancia y directo al cuerpo de los manifestantes.

Ministerio Público se pronunció

Expertos de la Unidad Criminalística contra la Vulneración de Derechos Fundamentales del Ministerio Público realizaron el protocolo de autopsia a Juan Pablo Pernalete Llovera (20), quien murió durante un hecho ocurrido este miércoles 26 de abril en las inmediaciones de la Torre Británica, ubicada en Altamira, municipio Chacao del estado Miranda, donde se registraban protestas.

Para ello, la institución designó a un equipo conformado por anatomopatólogos, criminalistas, radiólogos forenses e investigadores de esa unidad, quienes realizaron los estudios pertinentes para, de manera científica, dar con la causa precisa que ocasionó la muerte del joven.

Por su parte, el fiscal 81º del Área Metropolitana de Caracas (AMC) con competencia en Protección de Derechos Fundamentales, William Rojas, coordina la investigación que actualmente adelantan los funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas para establecer las responsabilidades penales correspondientes.

DEIVIS RAMÍREZ MIRANDA

JOAN M. CAMARGO

El Universal