Nacional
Claudio Fermín: Necesitamos un Estado con capacidad de respuesta
Nacional
El sociólogo Claudio Fermín aseguró que Venezuela necesita un Estado con capacidad de respuesta y ciudadanos que puedan valerse por sí mismos. Así lo señaló durante el Foro Especial de Unión Radio junto al periodista Vladimir Villegas y el dirigente político Eduardo Fernández.
Nota de prensa 
Para el sociólogo y ex candidato presidencial la gran tragedia histórica de Venezuela es que se les hizo creer a los ciudadanos que el Estado era fuerte. Sin embargo, ese Estado hoy no tiene capacidad de respuestas. “Todos los organismos en Venezuela son deficitarios.  El ciudadano acude al Estado y no tiene respuesta, pero tampoco puede valerse por sí mismo porque el Estado ha ido invadiendo tanto el espacio  del ciudadano, que en el país nadie puede vivir de su iniciativa porque el Estado lo obstruye”.
“El Estado fuerte ha sido buscado por muchos partidos y corrientes. Sin embargo, creer que éste es fuerte porque se mete en todo, es una fantasía. El Gobierno venezolano es dueño de fábricas de café y no hay café, es dueño de fabricas  de aceite y no  hay aceite, y así muchas otras empresas y organismos en los que reina la ineficiencia”, criticó.
El sociólogo cuestionó el hecho de cómo hace un ciudadano para vivir de su iniciativa y su talento en un país donde  los ciudadanos  están esclavizados al Estado.  “Se puede cambiar al presidente Nicolás Maduro por otro, pero si se sigue con el modelo donde los venezolanos están sujetos a ser esclavos del Estado., seguiremos avanzando hacia un precipicio. La relación es al revés, el Estado es el que debe estar sujeto al ciudadano”, señaló.
Fermín también criticó que no observa ningún propósito de enmienda en el Gobierno del presidente Maduro. “Yo aplaudiría si el presidente rectificase algunas de sus medidas, ya que en cuatro años no recuerdo que haya corregido alguna, dando a entender que está satisfecho con los resultados”.
En cuanto a la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Fermín agregó que la iniciativa de la fundación de la organización hace 6 años invitaba al optimismo. Sin embargo, esa gran unidad no integró a medios, estudiantes, empresarios, productores, sindicalistas y demás sectores del país y últimamente se han autodenominado G4 exponiendo su capacidad de espantar a los demás.  “La unidad se hace agregando y no excluyendo. Requerimos un proyecto de convocatoria distinta. Se supone que la Unidad es una catapulta para  que  todos nos impulsemos, pero se ha convertido en una cárcel con cuatro candados”, aseveró.
El dirigente político concluyó que en Venezuela la autocensura ha hecho metástasis y también se encuentra en los partidos de oposición que no se atreven a dar una opinión diferente a la de la MUD para no ser catalogados como oficialistas “El problema de segregación que hay en Venezuela ha hecho que se pierda el proyecto nacional. Si no hay una convicción profunda en el valor que tiene la libertad para cambiar los pueblos, no va a haber progreso político ni económico”.