Nacional
“Después del 6D ambos factores políticos están desvariando”
Nacional

Por Sofía Torres

El presidente de Datincorp, Jesús Seguías,  dice que los factores políticos se han concentrado en hacer  propuestas que carecen de sentido, porque están enfrascados en la tesis del todo o el nada. Señala que no han entendido que el juego se trancó y si lo entendieron, las respuestas que están dando están lejos de destrancarlo. “Ambos factores están desvariando”, precisa.

El también periodista es reiterativo en manifestar su preocupación por la crisis-principalmente económica-que arropa al país y cuya solución se halla en el restablecimiento de la producción nacional y en el diálogo, que asegura no se traduce en negociaciones oscuras y que tarde o temprano llegará, tras anular la agenda de choque.

Explica que una vez que se logró una nueva mayoría parlamentaria el 6D, se “desenterró el hacha de la guerra” y ello ha conducido a un enfrentamiento inútil. Mientras, se pregunta ¿qué viene después de Maduro?

Compraron la teoría de la confrontación

Todo esto tiene una falla de origen: el momento en que nos montamos en el ring del combate, impulsado por el sector afecto al chavismo. Estatendencia fue generada por Hugo Chávez y lo venía haciendo Fidel Castro en Cuba. El socialismo real cree tercamente en la teoría de la confrontación irreconciliable de clases sociales. Chávez en mala hora le compra a Fidel, por un enamoramiento político, esa tesis, que además contempla la lucha contra el imperialismo y el capitalismo.

Pero no solo el chavismo está en el cementerio de ideas muertas, la oposición también. Nuestros políticos no están a la altura de la crisis que tienen en las manos. El gobierno cree que la teoría de la confrontación sigue vigente y la oposición cree que esa teoría nos conducirá a la salida de lo que hoy vivimos.

La oposición tiene 17 años dándole lecturas equivocadas a los acontecimientos, aceptó la agenda de choque que le planteó el gobierno. Chávez llegó al poder y comenzó  a retar a su adversario y este se subió al cuadrilátero. No es fácil no montarse, lo admito, el tema es que cuando un político es proactivo tiene claro su norte estratégico,no asume la agenda del enemigo, impone una propia.

Hemos ido a la guerra varias veces sin contar los cañones. El chavismo estará disminuido electoralmente pero conserva un formidable poder de coacción que ha puesto a funcionar. Si el otro tiene la mayoría, él tiene el poder y las armas para neutralizar todo lo que  quiera.

Se desenterró el hacha de la guerra

Cuando se produjo la victoria del 6D, hubo una lectura incorrecta del resultado. El 7 de diciembre hubo una rueda de prensa en la que desenterró el hacha de la guerra, cuando lo que correspondía era dejarla enterrada y plantearle al Presidente otro escenario. Se dijo que todos los vagos chavistas se irían de la Asamblea, días después se sacó la imagen de Chávez y se anunció que Maduro saldría en seis meses del poder. Ignoraron que en el campo de fútbol hay dos equipos y los rusos también juegan, así como el hecho de que el enemigo tiene la capacidad de neutralizar sus victorias como lo ha hecho siempre.

El chavismo nunca ha reconocido un triunfo opositor, desde el referendo revocatorio de 2004, que cuando los votos no le daban, sabotearon e interrumpieron la recolección de firmas y retardaron el proceso hasta que Chávez se sintió seguro, luego de la activación de misiones sociales.

Vino después el referendo por la reforma constitucional, que no lo ganó la oposición,lo que ocurrió fue que tres millones de chavistas dejaron de votar. Chávez no respetó esa derrota y creó la enmienda para imponer la reelección indefinida. Tras los comicios regionales y municipales,  desconocieron a Antonio Ledezma, le quitaron hasta la sede y crearon una alcaldía paralela, y a la gobernación de Miranda la dejaron sin hospitales, sin escuelas, la despojaron de todo.

Ahora la Asamblea Nacional ha sido disuelta de hecho mas no de derecho, no tiene capacidad para tomar decisiones porque el TSJ, a través de la Sala Constitucional, todo lo anula. Convirtieron al parlamento en un elefante blanco, en un jarrón chino.

Se le tenía que haber solicitado al Presidente de la República una audiencia formal para ver cómo la nueva mayoría parlamentaria y el gobierno nacional se sentaban a sinergizar a puerta cerrada y micrófonos apagados, para ponerle punto y final a la crisis.

Los errores se pagan caro

Si Maduro no aceptaba el diálogo había que dejarlo montado en el ring haciendo boxeo de sombra: el ridículo ante Venezuela y el mundo. Te aseguro que hoy la inmensa mayoría del pueblo chavista estuviera del lado de la oposición y el gobierno en precarias condiciones para ir a un referéndum, no le hubiese quedado otro camino.

Llegó uno de los líderes y se empeñó en anunciar el referéndum revocatorio e involucró a toda la Mesa de la Unidad, pasó lo mismo cuando Leopoldo López convocó a La Salida y la oposición se plegó forzosamente a ella, cuando algunos no estaban de acuerdo con la protesta. Ya ves los resultados. A veces los errores se pagancaro.

En ocasiones se diseñan estrategias no para impulsar pasos importantes sino candidaturas, para levantar puntos en las encuestas. Eso es deplorable. Creo que hay que reflexionar sobre ello.

Ningún escenario de confrontación sea violento o pacífico, electoral, democrático y constitucional va a contribuir a solucionar la crisis, porque en un escenario de confrontación hay un perdedor y un ganador, que en el caso de una desenlace constitucional, será la oposición, que cobrará con creces. El perdedor, el chavismo, saldrá con un cuchillo en la boca a la calle a hacerle la vida imposible al nuevo gobierno.

Después de Maduro, ¿qué?

Me pregunto ¿cuál es la esencia de la crisis del país?, empezando por la económica, que impacta al tema de la salud: no hay dólares para importar medicinas ni insumos hospitalarios. ¿Cómo se resuelve eso?, sencillamente restableciendo la producción nacional, porque los pocos dólares que se tienen, producto de la caída del precio del petróleo, no alcanzan para importar.

Pero para reactivar la producción debemos tener inversiones mil millonarias, es decir, se necesitan inversionistas privados porque los públicos no dan para más, no pueden invertir ni tampoco les corresponde hacerlo porque se ha comprobado que el Estado es un fracaso total en eso, si no veamos lo que está pasando en Pdvsa y en Guayana. La producción de bienes y servicios debe estar en manos del sector privado, los chinos lo entendieron y los cubanos, que nos metieron en este bochinche socialista, también.

¿Cuáles son las condiciones para las inversiones?, la existencia de un nuevo marco jurídico; un gobierno que haga respetar ese marco jurídico y valore y reconozca a los empresarios;  seguridad ciudadana- los inversionistas le tienen terror a la inseguridad en Venezuela- y un ambiente de paz social y política absoluta, no relativa. Si tienes un país incendiado por los cuatros costados no va a llegar un cuarto de centavo de dólar y eso significará la profundización de la crisis. Entonces, ¿en qué quedamos?, ¿para qué convocamos a un referéndum?, ¿para qué sacamos a Maduro?

 Después de Maduro, ¿qué vamos a hacer?, ¿cuál es el plan? No olvidemos que sacamos aun factor político que si bien no tiene 8 millones de electores a su favor, sí tiene 4 millones de personas organizadas, preparadas  y armadas, que se convertirán en un adversario peligroso que prenderá al país, porque además tieneun poder financiero para resistir cualquier oposición durante años, incluso décadas. Asumámoslo con calma, ¿no es lo deseable?, no, para los chilenos no fue nada deseable sentarse a dialogar con un dictador sanguinario como Augusto Pinochet y finalmente lo hicieron; Violeta Chamorro tuvo que hablar con los sandinistas,Mandela tuvo que negociar con sus carceleros. Son tantos los ejemplos en el mundo que demuestran queel todo o nada no existe.

Las oleadas de la frustración

En los dos bandos hay quienes no creen en la confrontación pero se han acobardado y se han dejado chantajear por una minoría radical. Nadie me ha dicho qué va a pasar después que se vaya Maduro, ellos (oposición) creen que tienen juego y que van a pulverizar al chavismo, una vez se monten en el gobierno. Malas noticias: se equivocan, el chavismo seguirá existiendo por la conexión emocional que hay con Chávez. Lo saben los adecos, ¿cuánta gente no tiene conexiones emocionales todavía con AD, pese a que está en el suelo?

El gobierno no ha convocado elecciones regionales por la presión que tiene con el referéndum revocatorio y esa es su carta de negociación. Ahora la oposición corre el riesgo de quedarse sin el chivo y sin el mecate.

Tarde o temprano vamos a terminar dialogando, con muertes o sin ellas. Incitan a la calle-que los caídos sean otros no ellos- y después que tengan muertos van a entender la necesidad de ponerse de acuerdo. ¿Por qué tenemos que esperar los muertos y no actuar con sabiduría y amor a Venezuela?

En un estudio que hicimos realizamos una cantidad de planteamientos políticos y económicos a chavistas, opositores y ni-ni, al final el 83% de los chavistas estuvo de acuerdo con esas ideas y cuando les preguntamos a quién correspondían esas propuestas, la mitad dijo que pertenecían al Psuv. La verdad es que esos planteamientos expuestos en la encuesta son de la Unidad, y se expresaron en la AN a través del diputado José Guerra, no les dijimos eso porque los prejuicios se impondrían  y responderían otra cosa. Demostramos que no hay diferencias en el fondo, fueron creadas por factores ambiciosos de poder.

La gente  piensa que puede haber un estallido, pero nadie quiere ir a la calle,  prefieren irse del país. Hay una decepción gigantesca. Comienza una segunda oleada, la primera fue la frustración general por el caso de las guarimbas y La Salida, y ahora, con la complicación del referéndum comienza esta segunda oleada. El año que viene si es que convocan el revocatorio, la oposición tendrá que ver si los puntos le dan para alcanzar los 7,5 millones de votos que necesita.

Por sus errores estratégicos la oposición está perdiendo la oportunidad de ganar 20 gobernaciones, como mínimo, quizás todas. El gobierno está comprando tiempo, aquí ha habido una progresiva liberación de precios, lo cual hace más rentable  la producción nacional.

@soficarol21