Nacional
Fapuv rechaza la represión contra el movimiento estudiantil, la violación de la autonomía y el allanamiento a UDONE
Nacional

“La Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios de Venezuela (FAPUV), rechaza de manera contundente la actuación desmedida por parte de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) en contra de los estudiantes de la Universidad de Oriente Núcleo Nueva Esparta (UDONE) el día miércoles 13 de abril, cercenando a los venezolanos el derecho constitucional “a manifestar pacificamente y sin armas, sin otro requisito que lo que establezca la Ley” (Art.68 de la CRBV)”.

Nota de prensa

El gremio docente, que agrupa a las distintas asociaciones de profesores universitarios del país, condenó la acción de los cuerpos policiales contra los estudiantes de UDONE, en un comunicado dirigido a la comunidad universitaria nacional y a la opinión pública nacional e internacional, en el cual expresó su profundo rechazo a los atropellos a los estudiantes y a la violación de la autonomía de la Universidad de Oriente Núcleo Nueva Esparta (UDONE).

“La situación de crisis político-social que está viviendo el país; la vulneración de derechos fundamentales contenidos en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y en los Tratados, Pactos y Convenciones Internacionales, -relativos a los derechos humanos, suscritos y ratificados por Venezuela- la diatriba política, la hiperinflación, la depreciación del salario, la pérdida del poder adquisitivo de los trabajadores, la escasez de productos alimenticios, los racionamientos de servicios de agua y electricidad en todo el territorio nacional, la asignación unilateral de bajos presupuestos universitarios que obliga a servicios institucionales deficientes y a muy malas condiciones de estudio, generan una enorme inconformidad, lo que despierta un gran sentimiento de protesta especialmente en la juventud venezolana, en los estudiantes, que con pacíficas protestas salen a la calle y se convierten en víctimas de una represión exagerada, son criminalizados y descalificados, arrestados, heridos y hasta asesinados, por organismos policiales, militares o paramilitares, que además ocasionan destrozos a las instalaciones universitarias, generando graves daños al patrimonio de estas Instituciones, vulnerando de esta manera la autonomía y la inviolabilidad del recinto universitario, ambos con rango constitucional”.

Ante tales hechos – señala el escrito- Fapuv acordó “declarar la Universidad venezolana y a sus comunidades en emergencia, brindar apoyo irrestricto al movimiento estudiantil venezolano exhortándolos a tomar las medidas pertinentes para preservar su integridad física, rechazar cualquier acto represivo y violento que altere el carácter pacífico y justo de las manifestaciones estudiantiles, rechazar la criminalización de la lucha estudiantil, Rechazar de manera contundente el allanamiento y deterioro físico de los espacios universitarios, Exigir al gobierno nacional y a los cuerpos represivos del Estado, el respeto a la autonomía y democracia universitaria y exigir a la Fiscalía General de la República la libertad plena de los estudiantes detenidos”.