Nacional
Gerardo Blyde: “Sin el voto también hacemos que otros se legitimen”
Nacional

El jefe de campaña de la Mesa de la Unidad Democrática afirmó que trabajan en la defensa del voto para las elecciones del 15 de octubre y que afianzarán la estrategia en redes sociales ante la falta de recursos

Dayimar Ayala Altuve | Distrito Capital | El Pitazo

Caracas.- La Mesa de la Unidad Democrática tiene frente a sí el reto de ganar la mayor cantidad de gobernaciones en la elección del 15 de octubre. Logísticamente cuentan con todo: candidatos unitarios, estrategia electoral y defensa del voto y un comando de campaña nacional encabezado por Gerardo Blyde, alcalde del municipio Baruta.

Para Blyde, las elecciones tienen algo de atípicas y por ello el eslogan de los días que restan de campaña será “Protesta con tu voto”. Afirmó en entrevista con El Pitazo que los que resulten electos tienen el reto de seguir siendo luchadores de la democracia, “aun con los riesgos que eso implica”.

—Como jefe de campaña de la MUD ¿Cuáles son los aspectos que considera deben marcar esta campaña?

—Esta campaña tiene dos objetivos fundamentales para producir la meta que es ganar. Es una campaña atípica porque los candidatos realizan en los estados lo que denominamos “campaña en tierra” que son los recorridos, los casa por casa y los actos. En el comando nacional nos toca la “campaña aire”, que significa una especie de apoyo a la voluntad de participar en este proceso, esgrimir las razones por las que consideramos que se debe participar.

“Ante la ausencia de medios económicos para hacer campaña en los medios de comunicación, recurrimos a una campaña más hacia las redes sociales.

Nuestro eslogan es “Protesta con tu voto”. Habla mucho de la línea matriz. Esta no es una fiesta electoral, esta campaña se enmarca dentro de la recuperación de la democracia y no es una campaña más para elegir gobernadores en el país, es parte de la lucha democrática que llevamos todos desde hace al menos 2 años y es el rescate del voto”.

El jefe de campaña de la MUD dice en las regionales el gobierno busca desmotivar al elector contrario porque sabe que no va a derrotar a la oposición por la vía democrática | Foto: Rayner Peña
—¿Cuáles son las dificultades a la que se enfrenta la MUD en esta campaña?

—Sin duda la estrategia del Gobierno ha sido alimentar el sentimiento, en muchos de los que no son sus partidarios, de que no vale la pena votar. Esa ha sido la estrategia básica y la infunde a través de varios mecanismos. Por ejemplo, tratando de demostrar a la oposición dividida y entregada, poniendo obstáculos en el proceso electoral de forma constante, llámese el problema de las sustituciones, las amenazas de colocar condiciones sobrevenidas que afecten a los candidatos, que hagan que el elector sienta que no vale la pena participar porque está luchando contra un monstruo. Y tercero, que si son electos gobernadores distintos a los del gobierno no van a poder ejercer, bien sea porque no se someten a la constituyente o por los recursos.

“El gobierno basa su campaña no en conquistar votos, sino en tratar que los votos en contra que se pueden producir de forma espontánea no se produzcan. No quiere ganar un proceso electoral por ser mayoría, sino por imponer su minoría con la no participación o desmotivación del elector contrario a él”.

—En este escenario atípico que acaba de describir ¿Qué diferencias ve en esta campaña con relación a las anteriores?

—Hay varias. Un porcentaje del elector que está centrado en dos grupos. Primero los jóvenes, que no ven en Venezuela la posibilidad de un futuro distinto al que están viviendo. Esa es una población a la que tenemos que dirigirnos mucho en esta campaña. El otro grupo al que tengo que referirme es a la clase media, que también ha sufrido los embates de esta inmensa crisis económica que los ha hecho disminuir su calidad de vida.

“Los venezolanos al final pasamos de una etapa a otra demasiado rápido y fue una táctica del Gobierno para producir desesperanza y decepción. En un período de luto por nuestros asesinados cambiaron el tablero y la oposición tuvo que montarse en ese tablero y no hubo muchas explicaciones a todos los que estaban de luto de por qué se pasaba a ese tablero. Había que explicarlo como parte del proceso de lucha. Si cambian el tablero se tiene que jugar en ese tablero, así no nos guste, y ganar esa lucha. Esas son básicamente las diferencias que yo veo con las últimas elecciones que fueron las de diputados”.

—¿Cuál es el mensaje de la Unidad para derrotar la abstención este próximo 15 de octubre?

—Son muchos. En primer lugar, no usar más la palabra abstención. Yo hablo de aumentar la participación. El comparativo histórico y de acuerdo a los estudios de opinión que nos han suministrado, la participación está parecida a las regionales pasadas y al histórico desde 1989 que se ubica entre un 50 y 60%. Nuestra misión es que eso aumente porque hay demasiadas razones para estar molesto y protestar. La meta es que esas razones de molestia y de desear un cambio tienen que pasar por manifestar esa molestia con lo que tenemos a la mano, que es el voto.

“Hay dos caras de la moneda. La gente que dice que le van a robar su voto, como si tuvieran una joya en sus manos que van a sacar o a exhibir. El voto no es eso. No es una cosa material que tú puedes atesorar en un cajón en tu casa. Para que te roben el voto tienes que darlo. No hay manera de que te lo roben si no lo ejerces.

“La otra cara de la moneda. Es el que te dice que si vota legitima al Gobierno, a la ANC y a no sé cuántas cosas. Yo creo que ese razonamiento se basa en premisas que no son ciertas. Bajo esa misma argumentación pudimos no ir a elecciones parlamentarias en 2015, pero resulta que con el voto no legitimamos al CNE ni nada, sino que dimos una derrota política gigantesca. Quien quedó legitimado con el voto fue esa AN, que son los únicos reconocidos por el mundo democrático. Sin el voto también hacemos que otros se legitimen”.

—¿Qué garantías ofrece el comando para la defensa del voto?

—Las mismas que siempre hemos ofrecido. En los procesos electorales hemos demostrado que la oposición está activa y tiene un ejército de testigos en todo el país. Ese ejército es el que tiene las actas, que ve que estén firmadas por los testigos, que transmite la data, que defiende el voto en cada mesa y son cantidad de voluntarios que trabajan en defensa del voto.

“Es un ejército de demócratas que está cuidando el voto de los venezolanos. Cada vez con mayor destreza, cada vez con más riesgos, pero que resisten hasta cumplir su labor.

“Garantías al 100% no podemos dar, porque estamos trabajando con una gente que no respeta reglas, que cambia reglas, que las inventa. Pero en cada una de las ocasiones nuestro deber es mostrarla y exhibirla para hacer la presión internacional necesaria. Estamos pidiendo que vengan acompañantes, incluso, de los países que se pre acordaron que participarían en la supuesta negociación”.

—¿Hay un plan de respuesta en caso de que el CNE o la ANC decidan actuar sobre los candidatos unitarios?

—Creo que si el gobierno intenta algo de esto será un búmeran. En primer lugar, la respuesta tiene que ser muy dura porque eso no lo aceptara ni la comunidad internacional. No existe un país democrático donde se produzcan inhabilitaciones de candidatos 15 días antes de las elecciones.

“Estamos peleando con un monstruo. No tenemos los recursos para hacer una campaña como Dios manda, pero ellos usan los recursos del Estado. Hacen un abuso absoluto de los recursos públicos, sin hablar de la mirada cómplice del CNE que no dice absolutamente nada de lo que se está cometiendo en abusos mediáticos. La campaña de redes va a ser más fuerte, la campaña de tierra para explicarle a la gente cómo votar, debe ser más fuerte en lo que queda”.

Blyde concibe a los gobernadores como unos luchadores democráticos más | Foto: Rayner Peña

—¿Cuáles son las perspectivas numéricas que maneja el comando? ¿Cuántas gobernaciones podrían lograr?

—Yo no soy amigo de dar ese tipo de predicciones. Tengo un piso que me lo dio el propio Maduro. Él dijo que iban a ganar 10, nos puso a ganar con 13. De allí para arriba todo es ganancia. Para abajo él y para arriba nosotros.

Hay otros números interesantes que no todo el mundo ve. El número de votos con el que serán electos nuestros gobernadores, sumados nacionalmente. Que se va a demostrar la falsedad de los 8 millones de votos de la ANC y el fraude que denunció Smartmatic. Cuántos millones de personas en porcentaje de población van a gobernar nuestros gobernantes… Esas son otras cifras para la victoria”.

—¿Qué poder real tendrían los que logren alzarse con las gobernaciones? En otras ocasiones el Gobierno ha puesto instancias paralelas

—Ganar estos procesos regionales en este momento no significa ningún premio, sino un reto. Significa que va a ser objeto de persecución por parte del Gobierno Nacional, de inhabilitaciones, intento de destituciones y de encarcelamiento.

No se trata de una “mangüangua” o de “qué sabroso que agarraste un cambur”, como mucha gente piensa.

“Estos gobernadores no los concibo sino como luchadores democráticos más, que después de este proceso del 15 no es que van a llegar en paz a las gobernaciones, pero van a poder liberar a miles de venezolanos que trabajan en esas gobernaciones que los tienen silenciados y atados con un bozal de arepa para que no puedan ejercer su derecho. Serán 23 luchadores por la democracia y la derrota del régimen los va a obligar a tener que negociar el cronograma electoral completo, incluyendo las presidenciales, que es al final lo que todos queremos”.

“Esto es un accidente en el tiempo que tenemos que pasarlo. La meta es sacar a Maduro. El peor error en la historia de Venezuela en Miraflores es Maduro. ¿Cómo lo vamos a derrotar? Siempre hemos dicho que por la vías electorales, legales y democráticas. Nuestros gobernadores continuarán esa lucha, con todos los riesgos que ello implica”.