Nacional
Madres venezolanas desesperadas cruzan la frontera con Colombia para regalar a sus hijos
Nacional

La crisis económica, política y social en Venezuela vuelve a traspasar fronteras tras conocerse el caso de una madre venezolana que decidió regalar a su hija en Cúcuta (Colombia) por no tener cómo alimentarla.

Se trata de una mujer indígena que entregó a su hija de cuatro años al pasar la frontera colombo-venezolana y argumentó que en su país no tenía cómo mantenerla ni darle de comer.

El coronel Yesid Arango, comandante de la policía metropolitana de Cúcuta informó que la niña fue hallada en un puesto de control en la entidad al momento en que funcionarios le solicitaban a la mujer que la llevaba, documentos de la menor.

“La mujer que pretendía llevar a la niña al interior del país argumentó que una indígena venezolana se la había regalado, pues no tenía cómo mantener a la pequeña. Esta mujer le firmó una carta donde le entregaba a la niña”, dijo.

El caso no solo revela la crisis que enfrenta Venezuela sino la debilidad existente en los controles fronterizos, pues más de 50 mil venezolanos cruzan a Cúcuta diariamente para adquirir los alimentos y medicamentos que en su país no se consiguen.

Desde el año pasado (2016) se pudo observar el aumento en el abandono de infantes tras la crisis económica en el país gobernado por Nicolás Maduro.

El pasado 24 de octubre las redes sociales estallaron tras el rescate de un bebé de año y medio que fue abandonado en una caja de cartón y en estado de desnutrición.

En septiembre lo mismo sucedió, un bebé de 15 días de nacido fue abandonado en uno de los baños de la planta baja de un centro comercial en el estado Zulia.

Entre septiembre y octubre en Barquisimeto estado Lara, cuatro madres entregaron a sus hijos a desconocidos por no poder hacerse cargo de ellos.

Las razones que tuvieron estas madres para elegir un “mejor futuro” para sus descendientes están directamente relacionadas a su situación económica, ninguna de ellas tenía ingresos fijos para cubrir la manutención de los menores.

Fuente: Wradio/Sabrina Martín/PanAmPost