Nacional
Polar San Joaquín ha dejado de vender 25 millones de litros de bebidas
Nacional

Ya no hay gandolas que entren y salgan. Hace 16 días que se mantienen paradas. Sin inventario de maltas y cervezas el panorama en las siete agencias de distribución de Cervecería Polar en Carabobo es el mismo. Portón cerrado, pancartas en las rejas, trabajadores sentados a un lado y 12 mil clientes en la región que han dejado de recibir 25 millones 600 mil litros de las bebidas desde que la planta de San Joaquín detuvo sus operaciones por falta de materia prima.

En grupos de 50 se turnan para cumplir con la vigilia. Aunque no están ejerciendo sus labores normales tienen horarios: “Venimos de 8:00 a.m. a 12:00 p.m., de 12:00 p.m. a 2:00 p.m. y de 2:00 p.m. a 4:00 p.m.”, relató Luis González, operario 4 de la agencia de La Isabelica, a quien se le vio cargando un cartón con la letra “T” con la que formaban la frase “materia prima ya” durante la manifestación que realizaron en la avenida Andrés Eloy Blanco la mañana del jueves.

En Carabobo se distribuían al día 200 mil cajas de las que 90% correspondía a cerveza y el resto a malta, que se traducían en un millón 600 litros. Desde el miércoles 4 de mayo no sale nada a las licorerías, bodegas y abastos de la entidad.

La protesta se hizo de forma simultánea en la avenida Aranzazu. A las 4:00 p.m. se repitió en la avenida Bolívar Norte y a las 6:00 p.m. en la Monseñor Adam.

La planta San Joaquín se paralizó el viernes 29 de abril tras agotarse los inventarios de cebada malteada. La de Los Cortijos y la de Oriente se detuvieron el jueves 21 de abril, y la de Morelos suspendió operaciones el lunes 25. Entre las 4 se han dejado de colocar en el mercado 40 millones de litros a la semana.

La suspensión de las actividades, que representa 14% de la capacidad instalada de la corporación, afecta de forma importante el esquema de negocios del grupo empresarial al significar 40% de las ventas totales. Además trae como consecuencia un problema laboral. Estas plantas albergan a 10 mil trabajadores, lo que representa un tercio de la nómina directa de Empresas Polar, que genera alrededor de 31 mil 500 empleos directos y casi 100 mil indirectos.

Se requieren $12 millones para comprar un cargamento de 18 mil toneladas de cebada malteada que garantizaría al menos la producción en las cuatro plantas de la firma por cinco semanas. Pero desde el Gobierno la única respuesta que se ha dado ha llegado en forma de amenaza de expropiación y con constantes inspecciones en los diversos procesos productivos de la corporación

El Carabobeño