Nacional
Productores y comerciantes se alinean en un solo mensaje: “No a los CLAP”
Nacional

El presidente Nicolás Maduro aseguró que los Comités Locales de Abastecimiento y Producción tendrán prioridad en el despacho de alimentos regulados, una medida que mantiene alertas a los venezolanos que tradicionalmente iban a los supermercados para comprar sus productos

El nuevo sistema de distribución impuesto por el Estado no ha sido bien recibido entre productores y comerciantes. Al menos eso se ha evidenciado en las primeras declaraciones de distintas organizaciones nacionales sobre los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), la apuesta más reciente del gobierno nacional para garantizar que la comida llegue a la mesa de los venezolanos.

Ahora estas organizaciones comunales serán los nuevos distribuidores de los productos regulados, tal como lo afirmó recientemente el presidente de la República, Nicolás Maduro. “Primero los CLAP, después lo demás”, dejó claro durante una cadena nacional de radio y televisión.

El Consejo Nacional de Comercio y los Servicios (Consecomercio) y la Federación de Ganaderos de Venezuela (Fedenaga) han rechazado la medida gubernamental por distintas vías: el primero publicó un comunicado en su página web el pasado viernes 3 de junio, mientras que la segunda expuso sus razones por medio de uno de sus voceros.

Para Consecomercio, “es evidente que la medida solo responde a fines políticos y no sociales”. El organismo gremial de comerciantes y expendedores expuso en su publicación que “el gobierno que hoy pretende concentrar la distribución de alimentos en todo el país es el mismo que viene de fracasar con el manejo de sus redes Mercal, Pdval y Bicentenario”.

Víctor Maldonado, director ejecutivo de la Cámara de Comercio de Caracas, cree que los CLAP son una “ficción” porque el gobierno insiste en que este nuevo mecanismo haga directamente “lo que ellos no permiten que haga el sistema de mercado”. Así declaró este lunes en una entrevista a Unión Radio.

El asesor de la Federación de Ganaderos de Venezuela (Fedenaga) Rodrigo Agudo aseguró que los CLAP “son un partido político que discrimina” en la distribución de alimentos. “El Estado en vez de apoyar a los productores, le da dinero a ellos, que creen que solo pueden comer los afectos al gobierno”, criticó este domingo en una entrevista a Globovisión.

La nueva decisión del gobierno tomó por sorpresa a los populares comerciantes chinos de la avenida Fuerzas Armadas (Caracas), que hace 15 días habían sido notificados de la desviación de mercancía pero fue el pasado jueves cuando recibieron una aviso formal: un contrato. “Yo no firmé ese contrato y no lo voy a hacer (…) Los CLAP son unos bachaqueros uniformados”, declaró un vendedor de origen asiático al medio Crónica Uno.

Un gerente de un supermercado de la urbanización caraqueña San Martín también fue notificado el jueves sobre que los camiones no recibirán su guía de movilización para llegar hasta el local.”Los productos van a ser distribuidos por los CLAP, de hecho algunos de sus miembros están en el depósito esperando a ver si llega algún camión para desviarlo”, informó desde el anonimato a El Nacional.
Responsabilidades compartidas

El pasado jueves 2 de junio los caraqueños reprobaron por primera vez una acción de los CLAP: los ciudadanos que hacían cola en un establecimiento en la Avenida Fuerzas Armadas protestaron luego de que un camión cargado con alimentos fue desvíado a la organización de la comunidad que ahora asumirá la responsabilidad de repartir la comida.

La acción desató el repudio inmediato por las redes sociales, en las cuales hasta un supuesto anuncio de la cadena de supermercados Unicasa confirmó la llegada del nuevo sistema de distribución, que entraría en vigencia el viernes 3 de junio.

 

Sin embargo, ese mismo día, el ministro de Alimentación, Rodolfo Marco Torres, descartó que la distribución de alimentos fuese tarea exclusiva de los CLAP.  “Los abastos, supermercados y los Comités Locales de Abastecimiento y Producción están distribuyendo alimentos en todo el territorio nacional”, aseguró a los medios de comunicación luego de una reunión que sostuvo con el sector universitario.
La Asociación Nacional de Supermercados y Autoservicios (ANSA) también aseguró que la venta de productos de la cesta básica y cuidado personal seguiría igual.


Proceso en clave

Los CLAP, creados por orden presidencial el 3 de abril, están vinculados a los consejos comunales impulsados por el gobierno nacional, y sus competencias van desde el levantamiento de un censo de la localidad hasta la venta de bolsas cuyo contenido y fecha de entrega son impredecibles.

El Ministerio de Alimentación explica que son la “nueva forma de organización popular” encargada de la distribución casa por casa de tres tipos de bienes: alimentos, productos de higiene y medicamentos.

Felix Gutiérrez / El Nacional.