Nacional
Ramos Allup: Denunciar al Gobierno en instancias internacionales no es vilipendio
Nacional

El diputado de la Asamblea Nacional considera que en estos momentos es imposible establecer un diálogo favorable entre gobierno y oposición El presidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, desmintió haber vilipendiado a la canciller Delcy Rodríguez, y reiteró que ha denunciado “la nefasta política exterior venezolana que mantiene al país en conflicto internacional permanente”.

La canciller ha hecho muy mala gestión igual que su Gobierno, y por eso en el ámbito internacional los desatinos hacen vernos practicamente como un país aislado, señaló Ramos Allup, al tiempo que destacó que esas acciones han afectado severamente a ciudadanos veenzolanos en el exterior.

“Si la canciller considera que concurrir a eventos internacionales y a organismos de los que Venezuela forma parte, como la Organización de Estados Americanos, la Unión de Naciones del Sur o las Naciones Unidas a denunciar los desastres del gobierno, la persecución política, el quebramiento del orden constitucional, eso es traición a la patria está totalmente equivocada”.

“El Gobierno tiene una tendencia a confundir patria con gobierno”, sentenció durante el acto en memoria del expresidente venezolano, Rómulo Betancourt, por lo que seguirán denunciando las acciones del Gobierno ante las instancias internacionales a las que Venezuela pertenece y que debe cumplir tratados, entre ellos, mantener el hilo constitucional.

“No nos extraña que el Gobierno intente violar el fuero parlamentario, juicios militares contra civiles y el irrespeto a la Asamblea Nacional. Los diputados de oposición no podemos andar como sobre cristales cada vez que al Gobierno se le ocurre amenazar”, recalcó el diputado, al tiempo que explicó que uno de los principales problemas que el Gobierno enfrenta en el exterior es ser violador de los derechos humanos.

Además, Ramos Allup considera que en estos momentos es imposible establecer un diálogo favorable entre gobierno y oposición. “Es bievenida cualquier mediación, no debemos perder el tiempo con los mediadores pues simplemente son facilitadores, pero las condiciones del diálogo son pésimas porque el mismo Gobierno las dinamita. El Gobierno no quiere diálogo porque no tienen la razón”.

Tal Cual