Nacional
Representante de Venezuela en ONU, pieza común de lavado de dinero en EE. UU. y Europa
Nacional

Rafael Ramírez Carreño, representante permanente de Venezuela ante la Organización de las Naciones Unidas, quien también presidió la estatal petrolera PDVSA por 10 años, estaría involucrado en acciones ilícitas en suelo norteamericano luego de que se conociera que su hermano, Fidel Ramírez Carreño, está entre los beneficiarios del envío de millones de dólares con soporte en facturas falsas.

De acuerdo con la periodista Maibort Petit, las facturas alegaban servicios de consultoría prestados por funcionarios del gobierno de Venezuela, con la cual  la empresa KCT Cumaná II Internacional envió millones de dólares a Estados Unidos a través de la compañía receptora Miami Equipment & Export Co., una empresa ubicada en el Doral, Florida.

Las facturas revelan que Ramírez Carreño era uno de los funcionarios que prestaban las falsas consultorías.

KCT es el consorcio venezolano señalado por participar en el esquema de corrupción y lavado de dinero por el que están siendo juzgados los dos dueños de Miami Equipment & Export Co., Luis Díaz y Luis Javier Díaz.

Ambos son acusados por el gobierno de Estados Unidos de operar un banco sin licencia y haber blanqueado unos USD$100 millones.

KCT es una de las empresas cuestionadas en Venezuela por haber vendido al Estado venezolano plantas eléctricas con sobreprecio.

La Fiscalía del Distrito Sur de Nueva York presentó a la corte una solicitud para probar que las personas que recibieron fondos de los acusados de lavar más de USD$100 millones son empleados actuales o anteriores del gobierno venezolano, o están estrechamente vinculados con las agencias gubernamentales de Venezuela.

Pero no es primera vez que Rafael Ramírez y un familiar se ven salpicados en casos internacionales de corrupción.

Diego Salazar Carreño es primo hermano de Rafael Ramírez Carreño; y habría retirado cientos de millones de euros de la Banca Privada d’Andorra (BPA), filial de Banco Madrid.

Según el portal web Poderopedia, Salazar obtuvo el multimillonario contrato de la póliza de seguros y reaseguros de Petróleos de Venezuela (PDVSA) y también se le vincula con la compra de la Cadena Capriles en octubre de 2013.

El diario español El Mundo reveló en 2015 una conversación entre Luis Mariano— hombre encargado de gestionar las cuentas en Andorra de Salazar Carreño— y el gestor de la Banca Privada d’ Andorra (BPA) Pablo Laplana —al que la Guardia Civil intervino los teléfonos ante las sospechas de que ayudaba a lavar dinero—. Allí se conoció que Salazar habría tratado de sobornar a autoridades andorranas para que desbloquearan sus cuentas, que contenían US$ 200 millones. Los fondos habían sido bloqueados el 30 de noviembre de 2012.

El Mundo informó que Laplana dijo en su momento a Mariano que el director general de la entidad financiera, Joan Pau Miquel (hoy preso), el ministro de Finanzas de ese principado, y la directora del Banco Central de Andorra se habían reunido para discutir el desbloqueo de las cuentas del jerarca venezolano.

Además, el diario español también informa sobre una reunión entre un abogado de Salazar y el ministro andorrano, en la que el representante legal hace ver al funcionario la dimensión de lo que “podía destaparse” si se “demostrase que clientes del banco pertenecieran a una banda criminal que ha movido más de mil millones de dólares”.

En otras de las intervenciones telefónicas, Mariano expone que los ingresos de Salazar no cesaban y era necesario burlar el bloqueo.

Según El Mundo, el resumen de la Guardia Civil de Andorra afirma: “Luis Mariano dice que recibió directrices de Diego [Salazar] de que la apertura de la cuenta fuera en Ginebra, a lo que Laplana contesta que si tiene problemas con los suizos, puede abrir una en BPA Panamá, y que el lunes se pondrá manos a la obra”.

Al final el Tribunal Penal de Andorra permitió, a través de una sentencia, que funcionarios venezolanos del régimen de Hugo Chávez, entre ellos Salazar , retiraran cientos de millones de euros de la Banca Privada d’Andorra (BPA), filial de Banco Madrid.

El caso del primo de Ramírez está incluído en el informe elaborado por la unidad de delitos financieros de Estados Unidos (FinCEN) el 10 de marzo de 2015 donde también figuran tres ex viceministros venezolanos implicados en casos de lavado de dinero en España: el ex viceministro de Energía, Nervis Gerardo Villalobos (actualmente detenido); el militar Alcides Rondón —quien ocupó puestos clave de seguridad con Chávez—; el exviceministro de Desarrollo, Javier Alvarado; el exjefe de los servicios de Inteligencia, Carlos Aguilera; y los empresarios Rafael Jiménez y Omar Farias.

Sabrina Martín/PanAmPost