Nacional
Una “raya” más para Néstor Reverol
Nacional

A Reverol no le han sido esquivos los señalamientos sobre el tráfico de drogas y ya esta es la cuarta oportunidad en la que se hace pública su presunta relación con este delito La única reacción de Néstor Reverol al escuchar que el presidente Nicolás Maduro lo había designado como ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, fue aplaudirse a sí mismo. Ninguna cámara captó una sonrisa ni una señal de aprobación. El mayor general de la Guardia Nacional escuchó su nombramiento con el gesto sereno que lo ha caracterizado. Ni se inmutó cuando el Primer Mandatario ­ que lo llamó “oficial ejemplar” y recordó que había sido edecán del fallecido Hugo Chávez­ le expresó su apoyo ante el ataque del “imperio norteamericano” que, un día antes, lo acusó de conspirar “para la distribución internacional de cocaína”.

A Reverol no le han sido esquivos los señalamientos sobre el tráfico de drogas y ya esta es la cuarta oportunidad en la que se hace pública su presunta relación con este delito.

El narcotraficante Walid Makled lo acusó de robar dinero de sus empresas, el ex magistrado Eladio Aponte Aponte lo llamó “zar de la droga”, en publicaciones de los diarios estadounidenses The New York Times y The Wall Street Journal se ventiló que la justicia de ese país lo investigaba, y finalmente el lunes 1ro de agosto de 2016 una corte del distrito este de Nueva York lo acusó de “haber recibido pagos de narcotraficantes para ayudarlos a sacar cocaína que llevarían a Estados Unidos”. Este y otros actos de protección y ayuda a narcotraficantes los habría realizado supuestamente aprovechando su condición de jefe de la Oficina Nacional Antidrogas (ONA).

Reverol vocifera que durante los 5 años que estuvo a la cabeza de esta institución capturó a muchos capos de la droga, uno de ellos es Daniel “Loco” Barrera, quien en 2014 fue sentenciado a 35 años de cárcel justamente por la misma fiscalía que lleva el caso de Reverol en EEUU.

Barrera fue detenido en 2010 en Venezuela, deportado a Colombia y finalmente extraditado a EEUU, donde cumple su condena. Poco después de su captura fue entrevistado por la revista Semana, de Colombia. “Yo voy a colaborar a la justicia”, dijo consciente de que sus grandes cartas para negociar con los estadounidenses eran las informaciones que manejaba sobre funcionarios venezolanos involucrados en el “negocio” de la droga, El narcotráfico tampoco ha sido esquivo al poder en Venezuela. Reverol es el segundo ministro de Relaciones Interiores y Justicia señalado por EEUU por su cercanía con traficantes de droga.

El primero fue Ramón Rodríguez Chacín, actual gobernador de Guárico, quien en diciembre de 2008, tres meses después de abandonar la cartera de Interior y Justicia, entró en la “Lista Clinton”, un documento que agrupa a empresas y personas vinculadas al tráfico de drogas y al terrorismo, elaborado y publicado por la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro de EEUU.

fan

 

 

Lorena Meléndez/Ronna Risquez/Tal Cual