Opinión
Trampa Judicial
Opinión

Omar Barboza Gutiérrez

La reacción del oficialismo representado por Maduro y los que controlan al PSUV, de intentar desconocer los resultados del 6 de diciembre a través de reacciones destempladas y el intento de poner en práctica trampas mediante la utilización del Poder Judicial como instrumento para la delincuencia electoral, tiene el más alto rechazo de la inmensa mayoría del pueblo venezolano que votó por el cambio político, incluyendo a buena parte del electorado que en otras oportunidades fueron seguidores del ex Presidente Chávez.
Nadie puede entender sino como parte de una conducta tramposa que quienes proclamaron muchas veces que teníamos el mejor sistema electoral del mundo, y que reclamaron nacional e internacionalmente para que se firmara un acuerdo de respeto a los resultados electorales, ahora denuncian que le hicieron fraude. Incluso llegan a la desfachatez de que hubo compra de votos por la oposición, después de que el Presidente Maduro declaró que está pensando en no hacer más viviendas porque los beneficiarios no votaron por ellos. También declaró como consecuencia de los resultados electorales que recogería todos los taxis que habían repartido durante la campaña electoral. Y los jóvenes recuerdan como condicionaban la repartición de Canaimitas al compromiso de votar por ellos, aparte de casos como el de La Villa del Rosario en el Estado Zulia donde hubo que perseguir con los defensores del voto de la Unidad a los activistas del PSUV con maletines llenos de billetes tratando de comprar votos en las colas.
Al rechazo de esta maniobra y esas actitudes se suma el hecho de que una vez conocidos los resultados electorales la mayoría oficialista de la moribunda Asamblea Nacional convocara a sesiones extraordinarias para designar Magistrados del TSJ violando los procedimientos establecidos para ello, con el propósito de controlar partidistamente al máximo Tribunal para intentar obtener con la trampa lo que no obtuvieron a través de los votos del pueblo venezolano.
Y ese control partidista es el que hace posible que tengamos un TSJ que no se respeta a sí mismo, como se desprende de la nota de prensa escrita emitida por ese alto Tribunal con motivo de la denuncia de la MUD del 22-12 sobre la existencia de recursos para tratar de desconocer la voluntad de los venezolanos. En esa oportunidad luego de desmentir la existencia de esos recursos el TSJ expresó textualmente: “La presente aclaratoria obedece a declaraciones ofrecidas por voceros políticos y a falsas informaciones que de forma irresponsable han puesto a circular algunas ciudadanas y ciudadanos en las redes sociales, que en nada contribuyen con el clima de paz y tranquilidad que reina en el país.” Y concluyó: “Para finalizar, el Máximo Juzgado agregó que la Sala Electoral esta semana no ha dado despacho, ni se han recibido amparos que sería la excepción al mismo, con lo cual también se desmienten informaciones infundadas y malsanas en ese sentido”. No fue precisamente un amparo lo que recibió la Sala Electoral el pasado 28-12 como parte de la armazón de la trampa,
Los diputados electos de la Unidad Democrática para el período que se inicia este 5 de enero del 2016, cumpliremos con el mandato que nos dio el pueblo de impulsar el cambio político y defenderemos el derecho de quienes fueron electos junto con nosotros para representar la voluntad de sus electores. Haremos respetar la Constitución vigente, y en especial lo que ella dispone en su Artículo 5: “La soberanía reside intransferiblemente en el pueblo” y más adelante en el mismo Artículo expresa: “Los órganos del Estado emanan de la soberanía popular y a ella están sometidos”
En estos momentos cuando quienes han traicionado sus compromisos con el país, están aterrados porque entra en funciones una nueva Asamblea Nacional que si va a controlar el gasto público y va a poner al descubierto la inmensa corrupción que tanto daño le ha hecho a Venezuela y a su pueblo, la gran influencia de los corruptos en este gobierno y en las instituciones controladas por el partido oficial trabaja en la oscuridad para preservar la impunidad sobre los delitos cometidos. Están jugando con candela.

El pueblo debe mantenerse alerta y en la calle para hacer respetar los resultados electorales del 6 de diciembre. Y Maduro debe considerar seriamente, por el bien de Venezuela y su futuro, que una de las formas constitucionales de terminar su mandato es la renuncia.
barbozaomar@yahoo.com
04-01-2016

Omar Barboza

40 Artículos