Regionales
Denuncian muerte de un recién nacido por negligencia médica en Lara
Regionales

Lucía Graterol, abuela de la bebé que nació muerta en el hospital Antonio María Pineda, afirma que lo ocurrido fue el resultado que dejó la falta de atención oportuna.

Fuente: María Fernanda Pérez / El Impulso

Contó que su hija llegó el domingo al hospital con una orden del Seguro Social en la que indicaban que debían hacerle una cesárea de emergencia, porque la bebé ya no tenía suficiente líquido. Allí la hospitalizaron y le colocaron un calmante para el dolor y fue enviada a Sala de Parto. A las a 3:00 de la madrugada fue pasada a Sala de Servicio.

El día lunes presentó todo el día dolores y a la 1:00 de la tarde la vuelven a llevar para Sala de Parto, la revisan y le dicen que lleva sólo un centímetro de dilatación y le vuelven a colocar medicamentos para el dolor, pero este nunca cesó y a las 3:00 de la tarde la envían nuevamente a Sala de Parto. Los familiares pensaban que le harían la cesárea, la sorpresa que se llevaron es que a las 5:00 de la tarde aún no le habían hecho nada.

Siga leyendo en El Impulso