Regionales
Decomisan cauchos y baterías en Mérida
Regionales

Un total de 600 cauchos y un lote de baterías para automóviles fueron decomisados en un comercio de la capital del estado Mérida por el equipo multi-institucional que participa en la segunda ofensiva económica impulsada por el Gobierno venezolano.

El establecimiento comercial está ubicado en la zona industrial Los Curos, parroquia Osuna Rodríguez de la capital merideña.

El general Randall Radames Rivas Rojas, comandante de la 22 Brigada de Infantería y responsable del Área de Defensa Integral del estado Mérida, dijo que en la fiscalización de la empresa Vale Cauchos se encontró “600 cauchos y un lote de baterías para carros. Se van a tomar unas medidas ajustadas a la Ley Orgánica de Precios Justos, por la presunción del delito de boicot” subrayó.

Nelson Stalin Nava, Superintendente de Precios Justos en el estado Mérida, resaltó que en esa empresa se determinó una presunta evasión de impuestos, pues la facturación de varios repuestos automotrices estaba a nombre del dueño del comercio, más no del establecimiento y su firma jurídica.

Dijo que durante la fiscalización se hallaron baterías para carros refleja en la facturación un costo por encima de los 9.000 bolívares.

“También vemos que estas baterías pueden ser de las que el Gobierno nacional ha importado para ponerlas a la venta en las proveedurías de transporte. Estamos llamando a toda la colectividad, a las líneas de transporte público y a las cooperativas para que nos unamos a combatir esta guerra económica”, agregó Nelson Stalin Nava.

Adelantó que el lote de cauchos decomisado será vendido al pueblo a precios justos, mientras que las baterías será sometido a experticias como parte de una investigación que determine su procedencia.

Precisó que durante la segunda ofensiva económica, la Superintendencia de Precios Justos ha inspeccionado cerca de 500 establecimientos comerciales con especial énfasis en los rubros alimenticios y de transporte, por ser indicadores de mayor influencia en los precios al consumidor.

Luis Omar Ditta, jefe de la dirección de política integral de la gobernación de Mérida, resaltó que los entes gubernamentales mantienen comunicación con los 86 prefectos de Mérida, así como una permanente articulación con los comités vecinales para la planificación diaria de supervisiones a establecimientos comerciales en todas las parroquias.

“Esto es parte de la ofensiva en contra del acaparamiento, el boicot y los altos precios. Gracias a la articulación que hemos hecho con los Comités de Defensa de la Economía, a través del poder popular y con la participación de los prefectos, la Zodi – Mérida y los órganos de seguridad del Estado”, resaltó.

El hallazgo de la mercancía acaparada fue realizado por una comisión integrada por representantes de la Zona Operativa de Defensa Integral (Zodi) la Superintendencia de Precios Justos, la dirección de política integral de la gobernación de Mérida y los consejos comunales.

Hasta ahora los comités parroquiales de defensa de la economía contabilizan 1.300 inspecciones practicadas en un mes y quince días, resaltó Ditta.

En Venezuela, el Gobierno nacional impulsa la segunda ofensiva económica para proteger el salario del pueblo ante la usura y la especulación por parte de varios sectores comerciales del país. AVN