Regionales
Desaparecieron las peras y manzanas verdes en Táchira
Regionales

También hacen falta, y con aguda escasez, algunas frutas muy solicitadas, como el borojó y kiwi, cuyo precio por kilo, antes del cierre de la frontera, estaba en dos mil bolívares, sin conocerse, una vez que aparezcan, en cuánto se venderán al público.

Las conocidas frutas exóticas, provenientes de otros países, están desaparecidas en el Táchira, con precios exagerados, y no es precisamente por la falta de dólares sino por el cierre desde hace casi dos meses de la frontera.
Cuando llegan las peras -por ejemplo-, están en 600 bolívares la unidad y en los supermercados pasan de mil bolívares; igual se consiguen las manzanas rojas, mientras las verdes se han vuelto algo escasas, dijeron los vendedores del mercado Los Pequeños Comerciantes.

En un recorrido por varios supermercados se pudo constatar que no estaban a la venta las peras ni manzanas verdes, por la misma escasez, y en dos de ellos, donde se observaron en pocas cantidades, el precio estaba entre 1.000, 1.200 y hasta 1.300 bolívares, mientras las manzanas verdes, igualmente oscilan en dichos precios.

En Los Pequeños Comerciantes se conoció que el precio era más económico porque la venta se hace al pueblo en general, que busca alternativas, pero que tenían el problema de que tanto la pera como la manzana verde venían desde Colombia y con la frontera cerrada, la situación era muy “complicada” para que lleguen al Táchira.

También hacen falta, con aguda escasez, algunas frutas muy solicitadas, como el borojó y kiwi, cuyo precio por kilo, antes del cierre de la frontera, estaba en dos mil bolívares, sin conocerse, una vez que aparezcan, en cuánto se venderán al público.

¡A comer lo típico!

En las inmediaciones del mercado Los Pequeños Comerciantes, las conocidas frutas típicas están a precios accesibles y con buena existencia, dándoles opciones verdaderas a los compradores, sobre todo en lo que tiene que ver con la lechosa, cambures, mandarina, piña, mango, patilla, melón, naranja y fresas, entre otras.

Diocelina Amaya sostuvo que: “este lunes hemos visto buenos precios de las frutas; los fines de semana aumentan un poco, pero hay que aprender a comprar los días en que están más baratas. Quizás esa es la clave que tenemos que emplear de ahora en adelante”, dijo.

Gonzalo Ortega aseguró que, aunque sigue siendo muy costoso consumir frutas, en Los Pequeños Comerciantes -este lunes festivo- los precios son accesibles. “Quizás no podemos comprar la misma cantidad de antes, pero sí se consiguen”. Al ser consultado sobre el caso de las peras y manzanas, dijo: “eso sí está prohibido. La manzana se la llevaron para el edén, aquí lo que hay que comer es frutas que se producen aquí, porque usted sabe que eso viene del otro lado (Colombia), y como está la situación, la que entra es de contrabando y por eso el alto precio”.

“Ferieros”, Táriba y Dimo
Varios de los consultados advirtieron que la alternativa para las frutas está con los “ferieros”, quienes, además de verduras y hortalizas, venden patilla, melón, mango, cambur y mandarina, además de guanábana.
Los consultados también recomendaron comprar los fines de semana en el mercado Mayorista de Táriba y en el semanal del antiguo Dimo.

Resaltaron que las frutas están llegando de buena calidad y con precios que han ido mejorando en las últimas semanas. Relataron que a esos lugares no llega manzana verde ni peras, y está totalmente desaparecido desde hace más de dos meses el borojó.

Fuente: lanacionweb.com