Regionales
Enrique Márquez sobre cierre de frontera: “Quieren desviar la atención de los venezolanos”
Regionales

El diputado a la Asamblea Nacional (AN) y candidato a la reelección de su cargo por el Zulia, Enrique Márquez, fustigó este martes el cierre de la frontera colombo-venezolana en el Zulia, y aseguró que el Gobierno nacional lo único que pretende es desviar la atención de los venezolanos, ante la grave crisis económica que atraviesa el país.

“Estamos ante un modelo económico fracasado y eso no es secreto para nadie. Con esta medida, el Gobierno busca que la gente se olvide de que el salario no alcanza, vivimos la inflación más alta del mundo, el sueldo mínimo está por el suelo y vivimos una crisis de escasez”, dijo el también Secretario General de Un Nuevo Tiempo (UNT) en una entrevista para SuNoticiero.

Asimismo, aseguró que esta decisión está completamente alejada de las verdaderas políticas económicas que el presidente Nicolás Maduro debería tomar para salir de la crisis.

“Para nadie es un secreto que en la frontera con Colombia hay paramilitares, miembros de las Farc y, sobre todo, contrabando con complicidad de los cuerpos de seguridad del Estado”, expresó el Diputado de la alternativa democrática, quien asegura que todo esto se presenta en la zona limítrofe por culpa de lo permisivo que ha sido el Gobierno en la frontera.

Haciendo alusión a la arremetida de los Derechos Humanos en el área fronteriza del Táchira, Enrique Márquez aseguró que los dirigentes del Zulia estarán muy pendientes, velando porque los DDHH se sigan cumpliendo y no se atente contra los indígenas que viven en los tres municipios zulianos ubicados en la frontera: Padilla, Mara y Guajira.Consecuencias

A juicio de Márquez, lo más peligroso de esta medida es la militarización de los tres municipios de la sub-región Guajira. En este sentido, cuestionó al Gobierno sobre la cantidad de recursos destinados al traslado de los efectivos de seguridad a la frontera. “¿Cuánto cuesta trasladar tres mil soldados a la frontera?”, reflexionó.

“Esto no va a solucionar el problema. En Táchira aún hay colas porque esta medida no soluciona el tema de la escasez y el desabastecimiento. Pero en definitiva, el Gobierno lo que quiere es desviar su responsabilidad”, enfatizó Enrique Márquez.

Dijo también que hay una gran cantidad de comerciantes legales que podrían perder su trabajo gracias a este cierre, así como trabajadores y estudiantes de ambos países que se benefician del comercio binacional. “Se está atentando contra el modus vivendi de muchos ciudadanos”, rechazó.

FUENTE: UNT