Regionales
Lancheros “piratas” cobraron hasta Bs 1.000 en embarcadero para Mochima
Regionales

La inflación y la escasez de repuestos que enfrentan los lancheros de la Cooperativa de Transporte Turístico de Anzoátegui (Coottanz) han generado que de las 21 embarcaciones afiliadas sólo estén operativas cinco, de acuerdo a lo informado por el presidente de esa organización, Ramón Vargas.

Por esta razón, durante este fin de semana las taquillas de venta de boletos hacia las islas del Parque Nacional Mochima se mantuvieron abiertas desde las 8:00 hasta las 9:00 am, situación que fue aprovechada por transportistas marítimos sin permiso en el muelle del Paseo de la Cruz y el Mar del municipio Sotillo.

El bañista José Paraguán manifestó que el sábado llegó a las 9:00 am al embarcadero porteño y no logró comprar el pasaje al precio establecido de Bs 200.

“Los lancheros piratas cobraron 1.000 bolívares por persona. Ninguna autoridad pone control al transporte marítimo. Es una falta de respeto para los habitantes y visitantes de este estado”.

Cobro exagerado

Nelson Sandoval comentó que “pudieron ser los mismos socios de la cooperativa” quienes estuvieron incurriendo en el cobro exagerado de los pasajes con destino a las islas El Faro, El Saco y Puinare.

“¿Quién nos defiende a nosotros? Quedamos desasistidos sin respuesta de ninguna autoridad”. Este domingo en la mañana llegaron unas tres embarcaciones que no son de la línea para prestar el servicio de traslado.

Quienes dirigían los botes cobraron Bs 500 por persona. Este precio desagradó a la mayoría de los bañistas. Muchos se retiraron y otros quedaron a la espera de un transportista que fijara un precio más barato.

“Los lancheros ilegales argumentaron que la capacidad de sus barcos es de 20 personas y no obtenían un buen margen de ganancia si cobraban menos de Bs 500”, refirió Ayarí Luces.

También denunció que los padres tuvieron que cancelar boletos por sus hijos menores de 3 años de edad.

“El reglamento del muelle establece que los menores de 5 años de edad no pagan pasaje, pero los piratas están sacando provecho a todo”.

Un grupo de afectados se dirigió a Guanta a ver si tenían suerte de abordar en el mueble de La Baritina.

En el embarcadero de El Espigón se mantenía el servicio de botes a Bs 150.

Sin embargo, por lo lejos que se encuentra el muelle pocos adquieren los pasajes en esas taquillas, dijo Luisa Marchán.

Para pocos

El presidente de Coottanz informó que hoy sostendrán una reunión con la autoridad única de Turismo en la entidad, Luigi Ricardo, para definir un plan que permita la creación de una proveeduría marítima.

Expresó que cuando estaban operativos los 21 barcos, se despachaban los boletos desde las 8:00 am hasta las 2:00 pm.

“Lamentablemente las embarcaciones con capacidad de 40 personas están dañadas. Las cinco unidades que prestan el servicio apenas pueden trasladar a 20 bañistas cada una”.

Vargas precisó que un sábado o un domingo podían movilizar hasta a 4.200 personas, pero últimamente no ha sido posible. “Actualmente transportamos menos de 500 personas por día, 160 por isla”.

El pasado jueves, la directiva de la cooperativa se dirigió a la Gobernación del estado para pedir apoyo puesto que las piezas que necesitan adquirir para los botes son compradas con dólares.

Fuente: El Tiempo