Regionales
Nómina de Fundación Solidaridad no paga sueldos de políticos
Regionales

La confrontación no puede prevalecer mientras el pueblo hace colas: para comer para obtener medicamentos o repuestos para los vehículos, y mientras esto pasa desde el PSUV le niegan los recursos a la clase trabajadora que desean ganarse la vida con trabajo.

Estas palabras fueron parte del discurso emitido por el gobernador del estado Lara, Henri Falcón durante un acto realizado ayer en la Plaza la justicia.

Allí de manera pública fue rechazada por la Gobernación de Lara y beneficiarios, la devolución o negativa de aprobación de créditos en el Consejo Legislativo por la bancada oficialista.

Estos recursos solicitados por el orden de los Bs. 60.000.000 iban a ser dirigidos a Fusel y a la Fundación Solidaridad que impulsa el programa Lara Solidaria, la cual brinda apoyo integral y atención prioritaria en las poblaciones más vulnerables brindando ayudas a personas en situación de calle.

Por esta situación serían afectadas al menos 1.048 familias sólo en el caso de Fusel quienes necesitan de andaderas, bastones, sillas de ruedas, muletas y enseres en general.

 

A la concentración asistieron trabajadores de la economía informal a quienes el mandatario regional les prometió serán beneficiados para mejorar las condiciones en las cuales se ganan la vida a diario, tras haber informado que será necesario realizar traspasos internos de recursos y se esperaba que ayer en horas de la tarde los trámites administrativos se hicieran efectivos para saldar estos compromisos.

El gobernador se hizo acompañar de los diputados de la Unidad. Entre tanto los parlamentarios oficialistas, al parecer, no habrían acudido luego de la invitación del gobernador a este debate público.

El gobernador fue enfático al señalar que los funcionarios del CLEL, “quienes obstaculizan su gestión”, nada, afirmó, han hecho para lograr una Venezuela justa donde los más necesitados sean una prioridad.

Por su parte, Milagros Matos, presidenta de la Fundación Solidaridad, se encargó de desmentir que esta institución se dedica a pagarle a políticos a través de una nómina.

“Les invitamos a los diputados oficialistas del PSUV a que nos visiten en nuestras oficinas y así mostrarles el trabajo que desempeñamos”, manifestó.

Recordó que son 55 millones de bolívares los cuales serán entregados, 35 para la fundación solidaridad y 20 millones para Fusel.

“Manejo cuatro programas para ayudar a 3.281 personas: Yo cuento para quienes están en situación de calle; Calle solidaria, para los vendedores; Amor y control para respaldar a las madres y otro denominado Jóvenes voluntarios y solidarios, quienes hacen un trabajo importante en sus propias comunidades a fin de mejorar sus condiciones de vida”.

 

Con Información de: El Impulso / Diana B Moreno