Regionales
Paralización en actividad de mataderos roza 60 % en Zulia
Regionales

En el Sur del Lago, zona donde históricamente la producción de carne lidera los indicadores nacionales, hay alerta por la reducción de la matanza. El promedio mensual de ganado beneficiado de siete mil reses cayó a dos mil 800 en uno de los frigoríficos. Cuatro mil 200 cabezas desaparecieron de la actividad. Lo que representa 60 por ciento menos.

 

La caída se repite en los centrales de matanza de Mérida y Táchira. No llegan bovinos por la contracción en la cría de engorde. La falta de alimento concentrado e insumos, aumentos en costo de producción y fuga de mano de obra amarran el crecimiento del sector, que tradicionalmente hacia puntear al Zulia como productor ganadero.

 

Fuentes de la agroindustrial de beneficios de reses explicaron que hay diversas causas que están cercando las fincas, frigoríficos y carnicerías. Las consecuencias las siente el consumidor que no consigue carne en los mercados, y la poca que llega triplica los precios de regulación. Entre control de precios y el déficit de producción nacional la industria suma capacidad instalada sin uso.

 

Desde Sur del Lago, un responsable de centro de matanza de vacunos señaló que hay otras empresas de la región que apenas procesan 10 por ciento de reses. Tienen caída de 90 por ciento de la producción mensual. “Es una de las razones por lo que no hay carne en los mercados”.

 

Resaltó que en Venezuela la demanda nacional de carne se cubría con ganado nacional e importación del extranjero. De otros mercados se atendía el déficit. “En los últimos años ha sido primero de Colombia con ganado en pie ara los municipios de frontera”.

 

Pero tras el conflicto entre los gobiernos de Hugo Chávez y Álvaro Uribe Vélez en 2007, cuando se congelaron las relaciones comerciales, se direccionó la llegada de reses en pie y productos congelados desde Brasil y despostadas de Argentina y Uruguay. “Y ese déficit de carne no se notaba. Ahora si se nota porque no hay dólares para cubrir la importación, no hay cartas de créditos y no se está vendiendo carne a la población”.

 

Fedenaga apuesta por la reconducción de la política agraria para recuperar los niveles de producción en la ganadería. Activar un plan de forraje, equipamiento de maquinarias y seguridad con una política pública “adecuada” ronda propuestas de cambio. La federación insta a la revisión de las medidas. Carlos Oduardo Albornoz, presidente del gremio, resaltó que el potencial para producir más está en 17 millones de hectáreas.

 

 

Inflación y dólar

Jorge Prado, director de Confagán Zulia, resaltó que las variaciones en los precios se deben a que “no hay novillos” y los productores están afectados por la inflación en los precios de insumos y los “elementos afectados por el dólar paralelo”.

 

Detalló como el alimentos concentrado en los últimos meses se triplicó en precio. La melaza se duplicó, fertilizante y mano de obras se incrementó en costos superando cifras por encima de cualquier estimación contable.

Fuente: Yasmin Ojeda – laverdad.com