Regionales
Saqueada escuela cerca del parque Ayacucho
Regionales

Un grupo de delincuentes, aparentemente cinco, penetraron en horas de la madrugada en la unidad educativa nacional Pablo José Álvarez y luego de golpear y amarrar al único vigilante presente, procedieron a cargar con todo lo que encontraron de valor.

De acuerdo a la denuncia consignada por Diego Colmenáres, subdirector administrativo, la incursión hamponil ocurrió la madrugada del lunes en la institución ubicada en la calle 44 entre 14 y 15, muy cerca del parque Ayacucho.

Explicó que los elementos ingresaron por la parte posterior del plantel, que tiene 62 años de haber sido fundado y su matrícula es de 1.015 alumnos, desde maternal a quinto año.

Una vez sometido el vigilante, se dieron a la tarea de violentar puertas, e incluso a abrir boquetes en paredes para apoderarse de todo lo que consideraran apropiado para venderlo posteriormente.

Se presume utilizaron algún vehículo para cargar con todo pues se llevaron, 29 computadoras Canaimitas, 2 computadoras de la dirección, material para dibujo técnico, ventiladores, implementos y comestibles y bebidas que se encontraban en la cantina, un taladro industrial, un taladro, bomba de agua, un equipo de sonido completo, un enfriador, dos ollas de presión y hasta las pailas utilizadas para la preparación de los alimentos.

 

Además, destrozaron 35 cerraduras de igual cantidad de puertas, así como rejas de protección.

Diego Colmenares dijo que es la primera vez que en la antigua institución ocurre un saqueo de esa naturaleza y exigió del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, investigar el caso hasta dar con la identidad y captura de los antisociales, así como recuperar los artículos robados.

Juan Carlos Escalona, por su parte, dijo que cuando en la madrugada fue informado de lo ocurrido y se trasdladó a la escuela encontró al vigilante golpeado.

Este le dijo que mientras unos se encargaban de apoderarse de los artículos, otro maleante le cuidaba y le golpeaba constantemente pese a haber sido sometido ya.

El robo deja a la institución en situación difícil para el reinicio de clases.

Para el miércoles 16 está prevista una reunión con representantes y consejos comunales para analizar el caso.

Llama la atención que el robo haya ocurrido la misma semana cuando se produjo otro hecho similar, aunque de menores proporciones, en la escuela católica María Auxiliadora, también en las cercanías del parque Ayacucho.

No se descarta se trate de la misma banda cuyos integrantes tengan sus guaridas en las cercanías de La Ribereña, y con pocos días u horas de diferencia.

 

 

Con Información de: El Impulso Hugo Boscan