Sucesos
Murieron dos montañistas en la cara norte del pico Bolívar de Mérida
Sucesos

Nora Sánchez-El Universal

Los cadáveres de dos montañistas fueron hallados este domingo en horas de la mañana en la cara norte del pico Bolívar del estado Mérida, uno de los sectores más complicados de esta montaña, donde incluso hay un glaciar.

Los fallecidos respondían a los nombres Jesús María Sánchez García, de 60 años, habitante de San Rafael de Tabay (municipio Santos Marquina) y Yusmayra Trejo Rivas, de 22 años de edad, quien era bombero voluntario del cuerpo de Bomberos de la Universidad de Los Andes (ULA), y procedente de Mucurubá, municipio Rangel del estado Mérida.

Manuel Paredes Carrizo, director de Protección Civil (PC) en Mérida, informó que los cuerpos fueron avistados en la chimenea de la cara norte del pico Bolívar, de donde se presumen resbalaron y cayeron a una profundidad de la que no pudieron salvarse.

Según las primeras versiones, excursionistas de la zona informaron al Instituto Nacional de Parques (Inparques) que las dos personas no retornaron a su refugio, por lo que funcionarios de este organismo, junto al de Bomberos montañistas, ejecutaron acciones con el fin de dar con el paradero de las dos personas desaparecidas.

Cerca de 60 personas, integrantes de PC-Mérida, Bomberos Mérida, Inparques y grupos de voluntarios, se activaron para rescatar los cadáveres, acción que al final de la tarde de este domingo fue suspendida, debido a las adversas condiciones climáticas y a una nevada que cayó en la zona donde fueron avistados los cuerpos.

Paredes Carrizo destacó que se conformó el Centro de Operaciones en la sede de Inparques desde donde se planifica y organiza la travesía para este lunes a primeras horas del día retomar la búsqueda de los cadáveres y poder hacer la extracción de los mismos del complicado lugar en el que fueron hallados.

El director de PC-Mérida, Manuel Paredes Carrizo, no detalló cómo ocurrió la muerte de los dos montañistas e informó que realizan las investigaciones correspondientes para determinar qué sucedió realmente.