Tecnología
Así funciona la vista de tareas y los escritorios múltiples en Windows 10
Tecnología

Apenas faltan unos meses para que Windows 10 llegue al mercado y ya se van perfilando las líneas generales de lo que será el nuevo sistema operativo de Microsoft. Una plataforma que llega para armonizar en un solo escritorio la interfaz clásica de los Windows anteriores y las opciones táctiles de Windows 8. Una de las últimas incorporaciones que ya podemos disfrutar en su versión previa es un botón para cambiar con facilidad entre las diversas aplicaciones abiertas. Además, podremos crearvarios escritorios para utilizar diferentes conjuntos de aplicaciones en una misma sesión abierta. Te contamos cómo funcionan estas características que pueden resultar muy útiles en el nuevo sistema operativo.

Sin duda, uno de los aspectos que más pueden entorpecer el uso del escritorio de Windows es el cambio entre aplicaciones. Aunque el uso de iconos en la barra de tareas es bastante intuitivo, Microsoft quiere darle una nueva vuelta de tuerca a esta plataforma con el nuevo botón de vista de tareas. Este botón se coloca justo a la derecha del recuadro de búsquedas en la barra inferior. Cada vez que pulsemos este icono, se abrirá una vista con todas las aplicaciones abiertas en forma de recuadros. Una forma muy visual de ver el contenido de cada app y de cambiar entre ellas con facilidad. Además, esta característica facilitará mucho el uso cuando contemos con un dispositivo con pantalla táctil. Esta herramienta también nos ofrece un modo rápido de cerrar las aplicaciones abiertas, ya que al pasar sobre ellas veremos una X en la parte superior derecha para llevar a cabo esta opción.

Vista de tareas de Windows 10

Otra de las opciones que se han incluido en esta plataforma es la capacidad de crear varios escritorios diferentes dentro de la misma sesión (hemos probado a abrir sin problemas 20 escritorios diferentes, por lo que los límites seguramente estén en la propia capacidad del procesador y la memoria RAM del ordenador). Una vez que abramos la vista de tareas, veremos en la parte inferior un recuadro con nuestro escritorio abierto. Si apretamos sobre el botón “Nuevo escritorio”, iremos abriendo nuevos escritorios. Se puede cambiar entre ellos con solo apretar en el cuadro correspondiente. Cuando posamos el ratón entre ellos veremos una X similar a la de las aplicaciones abiertas en la parte superior derecha.

Por cierto, otra de las características interesantes para jugar con los distintos escritorios sucede cuando hacemos click con el botón derecho en uno de los recuadros de aplicaciones abiertas. Desde aquí escogemos la opción “Mover a” y después en el menú escogemos entre los escritorios abiertos o directamente en un nuevo escritorio. En definitiva, estamos ante dos nuevas herramientas de Windows que tienen un manejo muy sencillo y que muchos usuarios encontrarán realmente útiles. Windows 10 está haciendo méritos (incluso antes de su lanzamiento oficial) para revertir el poco éxito que ha conseguido desde su lanzamiento Windows 8. Habrá que esperar al verano para saber si estas buenas impresiones se plasman en una mejor acogida del público.

Fuente: TuExperto.com